Black Eyed Peas sobre su concierto en Lima: “Este ha sido nuestro mejor show en Sudamérica”

El grupo estadounidense deleitó a más de 32.000 personas en el estadio Monumental, en un espectáculo que incluyó sus mejores éxitos y cerró su gira mundial “The E.N.D”

Por María Pía Barrientos

Lima nunca había visto una cosa así. Lima alcanzó un clímax que parecía interminable, frenético, incontrolable. La orgía de luces multicolores la hipnotizó, las decenas de pantallas dispuestas en el escenario la transportaron hacia mundos de ritmo y alucinación que no conocía. El sonido entraba por sus oídos y sabía exactamente adonde dirigirse: hacia adentro, muy adentro, haciendo que su corazón no dejara de hacer “Boom, Boom, Pow”. Lima entró en trance musical, igual que los cerca de 32.000 espectadores del monumental concierto de estos cuatro fantásticos del Hip Hop, el Pop y el Phunk, también conocidos como Black Eyed Peas, conformado por Fergie (Stacy Ann Ferguson), Will.i.am (William James Adams), Taboo (Jaime Luis Gómez) y Apl.de.ap (Alan Pineda Lindo).

La parafernalia que los rodeaba incluía una decena de pantallas interactivas, plataformas levadizas, luces láser, un equipo maravilloso de baile y unos vestuarios de otro mundo. Éxito tras éxito musical, los asistentes no paraban de gritar, saltar y bailar. Además no faltaron los que (hasta con la novia al lado) le prometieron matrimonio, amor eterno y hasta descendencia a la voluptuosa Fergie, a quién no le dio miedo mostrar, con diminutos vestidos, su tan cantado (en la canción “My Humps”) derrier. Pero hubo más, mucho más. Iniciemos un viaje para vivir (o revivir) lo más resaltante del concierto con el que culminó “The E.N.D”, la gira mundial de los Black Eyed Peas que recorrió (desde el 2009) unos 25 países a nivel mundial y cuyo último concierto se realizó aquí, nada más y nada menos que en nuestra ahora cosmopolita capital.

EL RESBALÓN DE LA REINA, JUANES E YMA SUMAC
9:55 p.m. Solo cabía esperar. De pronto cuatro figuras empezaron a ascender en el escenario (mediante plataformas levadizas). El griterío se inicio. Ellos habían llegado para estremecer el estadio Monumental. ¿La canción elegida para comenzar con punche? Qué otra que la pegajosa “Let´s Get It Started”. Vestidos de plateado brillante (Fergie y Will.i.am) y negro (Taboo y Apl.de.ap), los protagonistas de la ilusión musical desataron la euforia y consiguieron una atmósfera que en ningún momento decaería.

Sorpresas hubo varias, en un show que se caracterizó por la creatividad y el buen olfato marketero. Cada uno de los cantantes tuvo un espacio (en el que se quedaban solos en el escenario) para hacer un solo y presentarse al público. Tattoo aprovechó para cantar en español y hasta presentó a Juanes para que cantara con él. En ese momento apareció en la pantalla un video del artista colombiano, quién desde una grabación cantó “La paga”. Will.i.am no se quedó atrás. Vestido al estilo de “Robocop”, se trepó en una plataforma levadiza e hizo de Dj, poniendo una mezcla de clásicos de la música, tales como “Smells like Teen Spirit” o “Thriller”. “Yma Sumac es la mejor cantante del mundo”, dijo en otro momento el artista. Por su lado Apl.de.ap demostró con increíbles pasos de break dance (con mortal incluido) que lo suyo también es el baile.

Con microvestidos y superando como toda una lady una llamativa metida de pata (se resbaló mientras cantaba “Missing You”), Fergie conquistó el Monumental. Dicen que uno no debe calentar lo que no se va a comer. Fergie no solo elevó la temperatura al punto de la ebullición, sino que también se tragó, en muchos momentos, el escenario entero. Pero la cantante no solo derrochó sensualidad, también aprovechó para demostrar sus dotes vocales en notables interpretaciones de canciones como “Big Girls Don´t Cry” y “Meet me Halfway”.

“ESTE HA SIDO NUESTRO MEJOR SHOW EN SUDAMÉRICA”
Los elogios a nuestro país fueron constantes. Alentando la histeria colectiva, el carismático Will.i.am y el simpático Taboo no paraban de incluir en las letras de las canciones que entonaban palabras como “Lima” o “Per®ú”. “Qué bonito es este país. Me da mucho orgullo ser latino”, dijo luego Tattoo en un muy claro español. “Este ha sido nuestro mejor show en Sudamérica”, dijo la reina del baile, Fergie, desatando una de las mayores ovaciones de todo el show. En esta gira el grupo pasó también por Brasil, Argentina y Chile.

Perú fue el último destino de la gira mundial “The E.N.D (Energy never ends)”. Si hay que designar un momento cumbre del concierto ese fue la parte final. En esta el grupo regaló al público una colección de sus más grandes éxitos, primero con “Punp It” usando el legendario riff de guitarra la sangrienta “Pulp fiction”, luego con “Where is The Love?” y posteriormente con “Boom Boom Pow”. Luego los cantantes abandonaron el escenario y las luces se apagaron. Pero; ¿cómo podía ser? Les faltaba entonar el himno de la buena juerga. Después de unos segundos de desconcierto apareció un mensaje en la pantalla: “Make some noise” (Hagan ruido), decía. Tras obedecer los mensajes de esta especie de pantalla viviente, el cuarteto reapareció para regalarnos un final de finales. Bandera peruana en mano y chullo en la cabeza (solo Will.i.am), los Black Eyed Peas entonaron finalmente “I Got a Feeling”. Luego la banda invitó a su staff al escenario, lo presentó y aplaudió.

Así culminó un concierto al que seguramente muchos de sus asistentes fueron pensando que aquella iba a ser una buena noche. Lo que ellos no sabían, es que iban a vivir una de las mejores.