25 de junio del 2019 °C

Javier Mascherano fue la figura de Argentina en el duelo ante Holanda por las semifinales del Mundial Brasil 2014. Corrió, metió, luchó en todo el campo. Pero quizá su aparición más importante fue en el minuto 91. 

Arjen Robben se metió en el área y cuando estaba a punto de rematar al arco, apareció el 'Jefecito' para bloquear el balón. Todo un guerrero el volante del Barcelona. 

¿Qué dijo Mascherano sobre esta jugada? "Me abrí el ano", confesó. "Por eso tenía tanto dolor. No quiero ser grosero, pero fue eso. Fue más virtud mía. Él me dio una posibilidad cuando la toca por segunda vez, pierde un segundo y yo le gano", dijo Javier según declaraciones que recoge Sport.es.

La historia luego es conocida. El empate a cero continuó en el tiempo suplementario y apareció Sergio Romero en la tanda de penales para darle a Argentina el pase a la final. 

Imperdibles