Juez de línea que anuló gol a Ruidíaz jugó por Universitario

Carlos Blas debutó con la crema en 1985 y fue compañero de Chemo del Solar en la selección peruana

Juez de línea que anuló gol a Ruidíaz jugó por Universitario

Izquierda: Carlos Blas, juez asistente del partido de ayer en el Miguel Grau. (Foto: Facebook Universitario de Deportes)

DAVID HIDALGO JIMÉNEZ @DavidsCreator

Su actuación ha sido muy cuestionada luego de que levantó el banderín que anuló un gol de cabeza a Raúl Ruidíaz ante la San Martín. Pero Carlos Blas se defiende e insiste que desde su ubicación “es posición adelantada”. Más allá del buen triunfo crema, el juez ha sido acusado de "anti ‘U’" tras su decisión, pero este árbitro asistente tiene una historia peculiar.

Carlos Blas no solo se formó en las divisiones menores de Universitario de Deportes, en 1985 debutó como jugador profesional con la camiseta crema. “Los mejores años de mi vida y de mi juventud, hasta los 18 años, los viví en Universitario de Deportes”, recuerda el ahora juez de línea. Y no solo eso, Blas jugó con Chemo del Solar --actual técnico de Universitario-- en dos selecciones juveniles. “Estuve junto con Chemo en los Odesur, en la selección de Juan Carlos Oblitas”, agregó en diálogo con Deporte Total de El Comercio

Aquella selección de Perú derrotó 2-1 al campeón Argentina en los juegos que se realizaron en Chile en 1986. 

Carlos Blas se estrenó con la crema en un encuentro ante UTC. Jugaba de zaguero central en el equipo conformado por los experimentados: Chávez Riva, Luis Reyna, Javier Chirinos, Leo Rojas y Rey Muñoz. Ese fue su único encuentro en Primera con la 'U' porque luego pasó al Aguas Verdes de Tumbes. 

JUGADA POLÉMICA

“Fue fuera de juego. Vean la perspectiva de la línea que normalmente hace la televisión. La cámara que enfocaba la jugada estaba en diagonal”. Así se defiende el asistente que ayer estuvo recostado sobre la tribuna oriente del estadio Miguel Grau.

¿Te reafirmas en qué fue posición adelantada? “Para mí es fuera de juego y mientras no haya una cámara a la altura donde estoy parado yo, no me voy a retractar”, indicó Blas. “Cuando el balón sale, Ruidíaz estaba en fuera de juego: entra y vuelve a la posición normal para el cabezazo”, explicó.

“A nosotros nos contratan para hacer un trabajo y tratamos de hacer el mejor de los esfuerzos. Cómo voy a querer que mis hijos y mi esposa estén cabizbajos por una jugada”, concluyó.

Para nosotros, Carlos Blas se equivocó. Pero que su corazón siempre fue crema, de eso cabe duda.