x

Museo del Cerebro

Miraflores

En el Museo del Cerebro se exhiben 310 cerebros humanos con patologías evidentes. Aunque visitarlo puede resultar espeluznante para muchas personas, el gran objetivo de la exposición —dice la directora— es pedagógico: mostrar las consecuencias que el alcoholismo, la drogadicción y la falta de cuidado por la salud producen en el cerebro.
La muestra incluye cerebros que han sufrido hemorragias e infartos —males conocidos como derrames—, también aneurismas y malformaciones arteriovenosas.
Se exhiben también órganos que han padecido procesos infecciosos por meningitis, tuberculosis y toxoplasmosis, que es una infección que carcome el cerebro y que es provocada por los parásitos de los gatos.
Asimismo, el museo alberga cerebros con diversos tipos de tumores. En general, el público puede observar, en decenas de frascos transparentes, los maltratos que, según cada caso particular, sufre la anatomía del órgano del pensamiento, habla y emociones, y que regula las funciones básicas del ser humano: temperatura, presión arterial, respiración y movimiento.