¿Cuáles son las marcas más recordadas por los consumidores peruanos?

En su edición por aniversario, Día_1 realizó un estudio para realizar esta medición y los resultados finales traen más de una sorpresa

¿Cuáles son las marcas más recordadas por los consumidores peruanos?

EL COMERCIO

Día_1 cumple su noveno aniversario y en esta edición vuelve a presentar su acostumbrado estudio de marcas realizado por Arellano Marketing . El estudio revela cinco hechos importantes que trataremos de resumir a continuación.

El primero está relacionado con las marcas más recordadas por los peruanos. En el top ten causó sorpresa no encontrar a marcas como Movistar (telecomunicaciones) BCP (banca) o Backus (bebidas), a pesar de que son las que más invierten en publicidad y tienen presencia a nivel nacional.

En esta ocasión, el ránking fue liderado por Gloria (leche) Coca-Cola e Inca Kola (gaseosas), Samsung, Sony y LG (tecnología), Ariel, Bolívar y Ace (detergentes) y D’Onofrio (helados). Marcas cuyo reinado abarca más allá de una categoría.

¿Qué nos dice este resultado? Básicamente que los consumidores recuerdan más las marcas con las que tienen contacto a diario. Por eso se entiende la presencia de los productos de impulso, que se encuentran por lo general en cualquier punto de venta. Un caso aparte son las marcas vinculadas con la tecnología, cuya alta recordación es producto de la creciente sofisticación de los consumidores peruanos, un fenómeno reciente que se da tanto en Lima como en provincias.

LAS OPORTUNIDADES
Otra novedad importante del estudio es que el creciente ingreso de las principales marcas al mercado de provincias no ha generado una saturación en cuanto a la oferta, por el contrario, aún hay espacio para más competidores. Por ejemplo, en el caso de tiendas por departamento en las ciudades de Arequipa y Huancayo, más del 30% de encuestados dijo que no hacen sus compras en dichos lugares. Esto puede darnos tres lecciones: existe un público por conquistar, las empresas tienen como reto fortalecer el hábito de consumo y el mercado no está copado.

Un tercer hallazgo es que hay marcas que no han entendido que su oferta no debe ser la misma en todas las ciudades, sino que el camino es adecuarse al entorno. Eso se evidencia claramente en la categoría de comida rápida, donde un 44% de arequipeños y un 29% de huancaínos dicen no consumir estos alimentos.

En esas ciudades, el liderazgo de la comida típica es innegable y a la vez una gran oportunidad. Por eso, no haría mal un competidor en apostar por la gastronomía local. También vale la pena destacar, el fortalecimiento de las marcas en sus lugares de origen. No es un secreto el posicionamiento de Estilos, los chocolates Ibérica y el supermercado Franco en Arequipa. Así como de Feria 13 en Huancayo y de cada una de las cajas municipales locales.

Pero no basta con la etiqueta de ‘marca local’ para tener el éxito asegurado. En los casos mencionados, ha existido un trabajo sostenido que ha implicado nuevas inversiones, campañas de fidelización y, sobre todo, una apuesta por la calidad.

Un quinto hallazgo, que deben tener presente las empresas, es que llegar primero a una ciudad puede generar una gran ventaja frente a la competencia. Oechsle y Plaza Vea lo hicieron en Huancayo y hoy, que ya no están corriendo en solitario, mantienen su liderazgo. El caso de Saga Falabella en Lima es similar. Tras este resumen, lo invitamos a ver en detalle el análisis de las principales categorías del estudio.

Encuentra más detalles del estudio en nuestra edición impresa