Perú avanza 11 puestos en inclusión financiera, dice el BBVA

De acuerdo al BBVA Research, en el tema de inclusión financiera el Perú ocupa el puesto 68 de 137 países

Perú avanza 11 puestos en inclusión financiera, dice el BBVA

Inclusión financiera. (Foto: Archivo El Comercio)

De acuerdo a un estudio de BBVA Research, Perú se ubica entre los países con inclusión financiera mediana, con 49.28 puntos, muy cerca de la categoría de inclusión financiera alta (50-74 puntos) y de los 50.94 que registran en promedio los países de ingreso medio alto.

Así, en términos de posiciones, nuestro país se sitúa en el 8° lugar a nivel latinoamericano y en la 68° ubicación en el mundo (de 137 países), escalando 11 puestos respecto al resultado obtenido en el 2011.

Considerando una aproximación regional de este índice para el Perú, la región Sur 2 y Lima presentan los niveles de inclusión financiera más altos, por encima de 90 puntos. En tanto, la Costa Norte junto con el Centro y Oriente del país registran niveles medios con valores entre 30 y 50 puntos, mientras que la Sierra Sur3 y Nor Oriente tienen grados bajos de inclusión financiera con índices inferiores a 20.

De esta manera, es importante notar que las personas ubicadas en zonas cercanas a la costa se encuentran más incluidas al sistema financiero que aquellas que viven en la selva, cuya geografía y baja densidad poblacional hacen difícil la profundización de los servicios bancarios.

ANÁLISIS DEL PAÍS

En primer lugar, el uso de los servicios financieros formales es evaluado mediante tres indicadores: la existencia de productos financieros, la tenencia de ahorros y la tenencia de créditos. Aquí, el Perú ocupa la posición 78, habiendo subido solo un puesto respecto al 2011 y siendo superado por Chile en la ubicación 26 y Colombia en la posición 73.

En segundo lugar, el acceso a los servicios financieros formales es capturado a través de los puntos de atención personal -como las oficinas bancarias y corresponsales- y de las máquinas - como los cajeros automáticos-.

En esta dimensión, nuestro país resalta en el 5° lugar, con un avance de 17 posiciones, superando ampliamente la mediana de la región aunque por detrás de Colombia (4°). Este resultado es explicado por el gran crecimiento de los cajeros corresponsales a nivel nacional, que al cierre del 2015 aumentaron 58% anual, acercando los servicios bancarios a las poblaciones más remotas.

Por último, las barreras a la inclusión financiera son analizadas mediante la percepción de los individuos que no forman parte del sistema financiero en aspectos como la confianza, asequibilidad, distancia y documentación.

En esta dimensión, el Perú se mantiene en la posición 129, ubicándose casi al final de la clasificación y por detrás de Colombia (83), Chile (85) y México (115), debido a que los individuos no incluidos identifican la falta de confianza y el costo de los productos como los dos principales obstáculos para participar en el sistema financiero.

Teniendo en cuenta que un sistema financiero inclusivo consiste en que siempre se maximice el uso y el acceso a los servicios financieros formales, y se minimicen las barreras que impiden a los individuos del uso de los mismos, el caso peruano muestra dimensiones contrastantes.

Por un lado, el acceso se ha visto fortalecido significativamente por los distintos puntos de atención puestos a disposición por las entidades financieras, expandiendo con mayor dinamismo los canales no tradicionales.

Por otro lado, las barreras al sistema representan todavía un gran reto visto desde el lado de la demanda, al considerar las perspectivas de los individuos no incluidos financieramente. De esta manera, el estudio de BBVA Research enriquece el análisis de la inclusión financiera en el Perú en tanto que reúne varias aristas del tema.


Tags relacionados

Inclusión financiera

BBVA