Medio millón de extranjeros dejaron Japón tras el terremoto

Seis mil peruanos habrían abandonado el país del Sol Naciente por miedo a la radiación

Medio millón de extranjeros dejaron Japón tras el terremoto

MARIO CASTRO GANOZA
Corresponsal – El Comercio

El número de extranjeros que abandonó el país durante el primer mes, luego del terremoto de 9 grados Richter que golpeó Japón el pasado 11 de marzo, fue de 530.000 personas, según informó ayer el Ministerio de Justicia. La mayoría de ellos lo hizo a través del aeropuerto internacional de Narita (Chiba), rumbo a su país de origen, y preocupada por la radiación que emanaba de la central nuclear Fukushima 1, indicó el reporte de las autoridades.

Sin embargo, y a medida que las autoridades han ido tomando el control de la situación, la cantidad de salidas ha disminuido considerablemente.

Durante la primera semana luego del terremoto, los registros indican que abandonaron Japón 244.000 extranjeros, la segunda semana el número bajo a 149.000, la tercera a 79.000 y la cuarta semana comprendida entre el 2 y el 8 de abril, la cifra fue de 59.000.

SEIS MIL PERUANOS
Las autoridades no tienen aún las cifras discriminadas por nacionalidades, pero según cálculos aproximados de diversas agencias de viaje consultadas por El Comercio, los peruanos que regresaron a nuestro país o que lo harían hasta finales de abril serían 6.000, que equivalen al 10% de la colectividad.

Japón tiene registrados a poco más de dos millones de extranjeros legales y aproximadamente 130.000 indocumentados. La colectividad más numerosa es la coreana, seguida por la china, la filipina, la brasileña y la peruana. La población económicamente activa dentro del número total de extranjeros alcanzaba a octubre del 2010 los 649.982 trabajadores, de los cuales 259.362 eran obreros.

En cuanto al número de turistas que ingresaron al país, esta cifra también disminuyó de 157.000 a 58.000, solo durante la primera semana posterior al terremoto, y ha continuado cayendo desde entonces con referencia a las cantidades registradas el año pasado durante el mismo período.

COMPENSACIONES EN CAMINO
La compañía Tepco, operadora de la planta nuclear Fukushima 1, indicó que empezará a realizar pagos provisionales a los ciudadanos que se vieron forzados a evacuar los 30 km alrededor de la central.

La iniciativa de la empresa surge luego de un pedido expreso que le hiciera el Gobierno. Las compensaciones siguientes se entregarán a granjeros, agricultores y pescadores, de forma “rápida y justa” y de acuerdo con las indicaciones del Gobierno, indicó Tepco.

Según la tabla publicada por Tepco, cada familia mayor a dos miembros recibirá un pago inicial de un millón de yenes (US$12.000), mientras que si se trata de una sola persona, la cifra se reduce a los 750.000 yenes (US$9.000).

Según la Sociedad de Energía Atómica de Japón, estabilizar los reactores llevará entre dos y tres meses.

ALMACENARÍAN CÉLULAS MADRE
Luego de que Japón comunicara que 28 operarios de la tepco han sido expuestos a elevadas dosis de radiación dentro de los reactores, un grupo de investigadores sugirió recolectar sangre de los trabajadores con la finalidad de almacenar sus células madre.

Los doctores Shuichi taniguchi, del hospital toranomon en tokio, y tetsuya tanimoto, de la fundación Japonesa de investigación del cáncer, indicaron que las células madre podrían ayudar a los trabajadores a reconstruir su médula espinal en caso de sufrir alguna enfermedad debido a la radiación.

Japón posee los equipos necesarios para este proceso, pero la comisión de Seguridad nuclear de Japón se ha negado a darle luz verde aduciendo que sería una carga física y psicológica para los trabajadores.