Carmen Omonte afirma que no renunciará al ministerio

La titular de la Mujer desmintió las acusaciones del congresista Bruce, quien señaló que ella usó testaferros para concesión

Para Omonte, acusación de Carlos Bruce responden a fines políticos (Video: Canal N/ Foto: Archivo El Comercio)

La ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, Carmen Omonte, desmintió las acusaciones que el congresista Carlos Bruce presentó hoy en su contra. Asimismo, adelantó que no presentará su renuncia al cargo. 

El parlamentario Bruce denunció esta mañana que Omonte habría utilizado a dos testaferros con el propósito de tener acceso a cuatro concesiones mineras,  de las cuales tres figuran como vigentes.    

"Lamento que Carlos Bruce haya dado estas declaraciones sabiendo que son falsas, porque yo no creo que una persona que tenga experiencia empresarial, porque él (Bruce) la tiene, ya que ha sido director de dos de las empresas de la que es accionista mayoritario y, en otro caso, minoritario mi ex esposo, sabe perfectamente cómo actúan las empresas que son serias", afirmó la ministra a Canal N.

Para Omonte, la acusación de Bruce responden únicamente a intereses políticos. "En primer lugar, soy accionista minoritaria de un proyecto de una empresa minera, la cual planteaba dedicarse a la producción de cemento, y que por ahora no está en actividad".       

La también congresista de Perú Posible dijo que en todo momento, "desde que se formó la empresa", lo declaró públicamente.

"En el 2012, que es cuando se forma la empresa, en mi declaración jurada del Congreso claramente se especifica mi participación en Cemento Amazónico S.A.C. con 27 mil acciones". 

Consultada acerca de si el mandatario Ollanta Humala tenía conocimiento de estas acciones, Omonte dijo: "Entiendo que el presidente, cuando analiza la posibilidad de invitar a un posible ministro, analiza todo lo que este posible ministro ha difundido e incluso lo que no ha difundido".

Sobre los supuestos testaferros, la ministra afirmó que "el señor Rosendo Ávila es empleado de Luis Dyer [su ex esposo] y tenía toda la potestad de hacerse de las concesiones".

Agregó que "una muestra de que no es testaferro es que pone en las declaraciones la dirección de la empresa de mi ex esposo". 

Por último, Omonte dijo que no evalúa renunciar al cargo. "He asumido esta invitación con mucha responsabilidad porque considero que, como mujer y como madre, tengo todas las capacidades para hacer el mejor trabajo posible".

En ese sentido, indicó que es el presidente Humala quien decidirá si continúa o deja el Ejecutivo.