Devuelven US$1,4 mllns. a acusados por lavado de activos de minería ilegal

Fiscales de Tambopata y Mazuko entregaron US$1 millón en efectivo y 10 kilos de oro cotizados en US$400 mil a investigados

Devuelven US$1,4 mllns. a acusados por lavado de activos de minería ilegal

ÓSCAR CASTILLA
Unidad de investigación

Este Diario indagó sobre el destino final de los montos confiscados a los mineros ilegales y conoció que S/.2’631.000 y US$16 mil (equivalentes a casi US$1 millón) y 10,4 kilos de oro (cotizados en US$400 mil) fueron entregados a los investigados.

Como se recuerda, El Comercio saco a la luz que desde agosto del 2012 se registraron 25 casos de trasiego de dinero y oro procedente del supuesto lavado de dinero de la minería ilegal. En total fueron US$5,5 millones y 26 kilos de metal cotizados en US$1 millón. Este dinero estaba en manos de presuntos operadores de la minería ilegal intervenidos por la policía en la vía Interoceánica, camino a Brasil, en Puerto Maldonado y en los aeropuertos de Lima y Madre de Dios. Parte de lo confiscado increíblemente ha vuelto a manos de los investigados.

La Procuraduría de Lavado de Activos, a cargo de Julia Príncipe, confirmó esta información y reveló que la Primera y la Segunda Fiscalía Penal Corporativa de Tambopata y la Fiscalía Provincial Mixta de Mazuko ordenaron la entrega de US$1,4 millones en dinero y en barras de oro a los acusados, en calidad de depositarios. Esto en 13 de los 25 casos denunciados por este Diario.

Es decir que sospechosamente el Ministerio Público permitió que a los acusados se les devolviera el dinero incautado, obtenido de sus presuntas actividades delictivas bajo investigación. Y esto solo con la condición de que retornen el dinero y oro si son hallados culpables de lavado. Varios de los casos de devolución, de los 13 citados, ocurrieron en la Segunda Fiscalía Penal Corporativa de Tambopata.

El hecho más grave ocurrió a fines del 2012, cuando el fiscal adjunto de ese despacho, José Guillermo Araujo Quiña, entregó un millón de soles (US$350 mil) y tres lingotes de oro de 7,4 kilos a Mitchell Gutiérrez Carpio y a Yuri Ortiz Luque. Este último trabaja en la empresa Royal Gold Company de su hermana Neli Ortiz Luque (verdadera dueña de lo incautado).

El fiscal Araujo Quiña ordenó, además, archivar la investigación por lavado de activos para “evitar la sobrecarga [procesal] del sistema de persecución penal”. También dijo que el millón de soles y los tres lingotes “son parte de las actividades económicas que realiza la empresa Royal Gold Company [en Puerto Maldonado]”, la cual compra oro en zonas de extracción aurífera ilegal.

En ninguna parte de la resolución, el fiscal Araujo se preguntó por qué el dinero era llevado en efectivo por Ortiz y Gutiérrez ( detenidos en el aeropuerto de Madre de Dios el 2 de diciembre del 2012). Araujo tampoco se pregunta por qué no utilizaron el sistema bancario o la misma Royal Gold, que realiza giros de dinero. La Procuraduría de Lavado de Activos apeló el archivo y ya la instancia superior reabrió la investigación.

MÁS CASOS DE ENTREGA
Otro fiscal que devolvió dinero y oro fue el adjunto de la Segunda Fiscalía Penal Corporativa de Tambopata, Luis Domingo Flores Zúñiga. Este entregó efectivo y oro a Wilfredo Anara Labra, Isidro Morales Gutiérrez, Tomás Chambi Quispe y Mauro Quispe Peralta.

Los tres nombrados son investigados por lavado de activos de la minería ilegal, a raíz de las incautaciones de dinero y metal en Puerto Maldonado. James Díaz Collazos, fiscal del mismo despacho, también regresó US$16 mil a Stephen Tapia Valdivia como depositario.

Lo mismo pasó en el caso de José Sucapuca Caso, intervenido el 6 de agosto del 2012 con S/.368 mil (US$130 mil) en Puerto Maldonado. La Primera Fiscalía Corporativa de Tambopata, a cargo de Hugo Concha Rivera (quien preside la Junta de Fiscales Provinciales), le devolvió el dinero a Sucapuca, en la misma modalidad de depositario. El adjunto de este despacho fiscal, Wilber Cachique Rodríguez, también entregó S/.44 mil a Édgar Quispe Huamán.

Un nuevo caso de devolución estuvo a cargo del fiscal de Mazuko Víctor Huarca Santander, quien el 17 de octubre del 2012 entregó S/.860 mil (unos US$285 mil) a Juan Ortiz Osorio, intervenido en la carretera Interoceánica a inicios de ese mes. También se conoció que el fiscal de Mazuko Juvenal Calcina Arpi, devolvió una cantidad indeterminada de oro incautada en Madre de Dios.

Estos casos de devolución se mantenían en el mayor hermetismo hasta que El Comercio reveló las millonarias incautaciones.

DINERO EN EL BANCO DE LA NACIÓN
Sin embargo, no todas las fiscalías han tomado igual decisión. La procuradora Príncipe dijo que el Ministerio Público ordenó que lo incautado en otros 7 casos (de los 25 registrados por trasiego de dinero y oro) fuera depositado en el Banco de la Nación o a nombre de la Comisión Nacional de Bienes Incautados (Conabi).

Se trata de los US$321 mil que intentaron ingresar a Puno, procedentes de Bolivia, las peruanas Ysaura Loayza y Nayda Suárez (empleadas de la empresa de venta de oro Los Poderosos de Leonardo Callalli) el 12 de diciembre del 2012. Ellas siguen en prisión. También se depositó en el Banco de la Nación los US$300 mil que transportaba Sonia Salcedo Gutiérrez, detenida en el aeropuerto Jorge Chávez el 4 de abril pasado; y los S/.800 mil (US$285 mil) que transportaba Iker Huamantumba Herrera por la vía Interoceánica el 4 de junio último.

Igual ocurre con US$160 mil y S/.512 mil (unos US$180 mil) que les confiscaron a Pedro Huamán Quispe y Teresa Palacios Quisperoca en el aeropuerto de Lima el 23 de marzo del 2013; los 3 kilos de oro intervenidos a Leonardo Callalli Warthon el 12 de marzo en el terminal aéreo de Madre de Dios; y los 5,8 kilos de metal confiscados a Rubitza Burgos Rodríguez un día después, el 13 de marzo, en el Jorge Chávez, entre otros casos.


Tags relacionados

Madre de Dios

Minería ilegal