Ex viceministro investigado en fiscalía trabaja en la MML

En el 2016, Ricardo Vidal renunció al Ministerio de Vivienda tras denuncia por supuestamente favorecer a empresa por S/7 mlls

Ex viceministro investigado en fiscalía trabaja en la MML

Ricardo Vidal Núñez es investigado en la fiscalía por el presunto delito de negociación incompatible. (Foto: Archivo El Comercio)

El pasado 2 de enero, la Municipalidad Metropolitana de Lima (MML) contrató como asesor de alcaldía a Ricardo Vidal Núñez, ex viceministro de Vivienda y Urbanismo, investigado en la Fiscalía Anticorrupción por presuntas irregularidades cometidas en el programa habitacional Techo Propio.

En la gestión de Ollanta Humala, Vidal fue designado jefe de la Dirección Nacional de Vivienda, posteriormente ascendió al puesto de viceministro y en agosto del 2016, el presidente Pedro Pablo Kuczynski lo ratificó en el cargo. Para ese entonces, ya pesaba sobre él una denuncia planteada por la contraloría por el presunto delito de negociación incompatible.

“Perú 21” difundió la denuncia y a los pocos días –el 28 de noviembre del 2016– Vidal no tuvo otra opción que renunciar. Sin embargo, no estuvo mucho tiempo fuera de la gestión pública.

A través de la Resolución Municipal 008, del 2 de enero, fue designado asesor de alcaldía. Su remuneración aún no ha sido difundida en el portal de transparencia de comuna.

—¿De qué se lo acusa?—

De acuerdo con la contraloría, Vidal y otros ex funcionarios del Ministerio de Vivienda habrían favorecido a la empresa Inversiones Acuarios al haberle otorgado un Bono Familiar Habitacional de S/7’843.500 para que construyera 426 viviendas en el distrito de Banda de Shilcayo, en el departamento de San Martín.

Además, “permitieron que dolosamente la empresa entregara menos de la mitad de las viviendas con deficiencias de construcción generando al Estado un perjuicio de S/4’992.595,72”, cita el informe de contraloría.

El bono es un incentivo o subsidio que tiene como objetivo beneficiar a familias de escasos recursos que ansían tener una vivienda a bajo costo. En este caso, iba a ser de S/33 mil cada una.

“La empresa no tenía ni siquiera las licencias de habilitación ni de construcción y, pese a eso, la favorecieron con la entrega del dinero. Se engañó a muchas familias”, sostuvo a El Comercio Jaime Ortiz, procurador de la contraloría.

En ese momento, Vidal era presidente del Comité de Registro de Proyectos y jefe de la Dirección Nacional de Vivienda del ministerio.

Según la denuncia, que es investigada en la fiscalía, él aprobó que la empresa incrementara los costos de las viviendas de S/33 mil a S/39 mil sin ningún sustento y permitió el desembolso de más de S/4 millones.

La Municipalidad de Lima evitó pronunciarse sobre la contratación de Vidal. Este Diario buscó la versión del asesor en su despacho, pero no obtuvo respuesta.

La fiscalía ha considerado esta investigación como un caso complejo. 

LO QUE DEBE SABER

Incumplimientos

Según la contraloría, Vidal Núñez infringió los deberes funcionales, como el de hacer el seguimiento a la ejecución financiera y física de los recursos destinados al bono. 

Descargos

Cuando fue consultado por estas irregularidades en la contraloría, Vidal Núñez dijo que no era su función la de supervisar las obras.

LEE TAMBIÉN...