Seúl, un viaje de 48 horas por la capital de Corea del Sur

Seúl es una ciudad que aprendió a mantener su herencia pese a su modernización y crecimiento

Seúl, un viaje de 48 horas por la capital de Corea del Sur

Caminando por las calles de Seúl es habitual encontrarse con construcciones tradicionales en medio de la moderna ciudad. (Foto: Mario Sánchez Prada / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

 

Explorar Seúl, capital de Corea del Sur, no es tarea fácil. Hay que tomarse el tiempo para conocer cada rincón, desde sus transitadas calles hasta sus templos que dan un respiro zen en medio de la ciudad. Este es un paseo rápido por sus principales atractivos.

Día 1: 9 a.m.

 (Foto: Republic of Korea / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

El tesoro más grande de Seúl es el palacio de Gyeongbokgung. Este es el más antiguo de la dinastía Joseon y el más ostentoso de los cinco existentes en la ciudad. Ubicado en el extremo norte de la calle Sejong.ro, en sus terrenos se halla el Museo Folclórico Nacional de Corea, donde descubrirás los rasgos culturas e históricos del país. Podrás pasear por Samcheong-dong, un tramo con árbloes de gingko y llegar a la Casa Presidencial.

Día 1: 1 p.m.

 (Foto: sweetandtastyTV / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

La escena gastronómica de Seúl es una de las más suculetas. Prueba vegetales de la montaña o raíz de loto al vapor en Bary Gong-yang o explora los platillos que ofrecen los ambulantes ubicados en los callejones. Para comer pescado dirígete al mercado de Noyagjin, todo acompañado de vino de arroz coreado.

Día 1: 4 p.m.

 (Foto: laurabl / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

Caminar por el exclusivo barrio de Gangnam te hará sentir que estás en Nueva York. Sus avenidas están llenas de gente que camina frente las exclusivas tiendas de diseñador y centros comerciales.

Día 1: 8 p.m.

 (Foto: wwian / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

Termina el día en un karaoke, conocidos como noraebang. Si quieres algo más tranquilo, Jazz Story presenta bandas en vivo. Luego puedes hospedarte en una cada tradicional de madera en Rakkojae, dejarte consentir en el Hotel Lotte, en el Banyan Tree o en el Hotel Boutique IP.

Día 2: 8 a.m.

 (Foto: Jirka Matousek / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

El Noryangjin Fish Market es el mercado mayorista de pescado de Seúl pero se encuentra un poco alejado de la ciudad. Hay que visitarlo temprano para disfrutar del ambiente atareado y los productos más frescos como almejas, pulpos, langostas y más en sus 700 puestos; no en vano es uno de los grandes mercados de pescados del mundo.

Día 2: 2 p.m.

 (Foto: Shutterstock)

La Seoul Tower está en el centro de la ciudad y desde su cima se puede ver la ciudad en 360 grados. Luego llega el turno de visitar el Museo Nacional de historia Contemporánea de Corea, en donde se presenta la historia coreana desde finales del siglo XIX, cuando la nación se abrió por primera vez al extranjero, hasta la actualidad.

Día 2: 4 p.m.

 (Foto: InSapphoWeTrus / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

El templo de Bongeunsa es un pedacito de tradición en medio de la Seúl. Su construcción data del año 794 y conserva gran cantidad de reliquias budistas. Lo más resaltante es la estatua de 23 metros de alto de Maitreya Buddha. Pese a encontrarse en el distrito financiero de la ciudad, es un ambiente muy tranquilo.

Día 2: 8 p.m.

 (Foto: Mario Sánchez Prada / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

Para cerrar tu estadía, no debes dejar de visitar Insa-dong que es donde vivían los gobernantes y aristócratas de la dinastía Joseon (1392-1910). Su calles parecen callejones repletos de galerías de arte y folclore, restaurantes, casas de té y cafeterías. Además sus tiendas son singulares por su ambiente único.

 

 

 


Tags relacionados

Seúl

Corea del Sur

turismo