¿Les ha pasado que prueban un coctel por primera vez, les parece fabuloso, luego regresan al mismo lugar para volver a disfrutarlo y no está igual?

En el caso particular del pisco es necesario identificar cuál es el tipo de pisco y la marca con el que se prepara, pues cada bodega productora tiene un estilo particular. El pisco elaborado a base de uva quebranta es el más utilizado en la coctelería, así como los de negra criolla y mollar. Los sabores y aromas son más discretos y tienen más estructura por que “arman” mucho mejor los cócteles.

Con esta duda, conversamos con Ricardo Carpio, reconocido bartender y propietario de Pisco Bar, para que nos explique las razones por las que los cocteles pueden variar:

1. Si la calidad del pisco no es la misma o si se utiliza pisco de otra variedad de uva, el coctel de todas maneras saldrá diferente.

2. La bodega cambió la elaboración del pisco luego de un tiempo con lo cual cambia completamente el sabor de la creación.

3. La mano de quien elabora el coctel no es igual a la que lo creó. O no aplica la receta tal cual; si se le agrega más o menos de un ingrediente, cambiará el sabor. Es como la cocina, un poquito más de algo y el sabor no es el mismo.

4. A veces una bodega pisquera apoya con auspicio y, para recuperar la inversión, luego da un producto de menor calidad y más barato. Esto no solo lo hace el productor, sino también el dueño del bar.

Raúl Rosas, jefe de Barra de la Corporación Acurio y uno de los bartenders más creativos que he conocido, añade -además de lo indicado- que se debe contar con todos los implementos necesarios, los ingredientes deben ser de excelente calidad y el ambiente laboral de gran armonía.