Hace unos días recibí el siguiente comentario:

Me parece muy malo que un diario con tanto prestigio publicite noticias como estas. Ustedes no tienen idea de la cantidad de ciberadictos que se están presentando en los colegio y hospitales. Les recomendaría que se informaran con profesionales de la salud sobre lo perjudicial de estar pegado a estos juego, que lo único que hacen es aislar al niño o joven “

Además, con el tema de la Kode 5 y la noticia de que los chicos de Artyk se están yendo a Rusia ha surgido todo un debate acerca de si los videojuegos son en verdad un vicio que debe ser prohibido. Sobre eso trata este nuevo foro del blog.

Desde que aparecieron las primeras consolas, siempre ha existido el debate sobre si los videojuegos son buenos o malos para los que los practican. Creo que todos hemos visto en los medios noticias de casos en los que los videojuegos son sindicados como la razón de crímenes o conductas inapropiadas. Por ejemplo, está el caso del niño de doce años que dejó embarazada a otra adolescente (aunque se desmintió hace poco). Muchos lo asociaron con la afición que tenía el pequeño por el juego Saint’s Row. Asimismo, la matanza en Virginia Tech hace algunos años fue rápidamente adjudicada a juegos como Counter Strike.

Counter Strike… un juego en el que un bando es de policías y el otro de terroristas que deben plantar una bomba o matar a unos rehenes. Definitivamente los que están en contra de los videojuegos tienen en él un ejemplo perfecto para argumentar acerca del pésimo ejemplo que reciben los que lo juegan. También está Grand Theft Auto… en donde debemos robar autos, matar personas, entre otras cosas.
Es cierto, muchos videojuegos son violentos y muestran conductas sumamente inapropiadas, pero los videojuegos son, como lo dice su nombre, juegos. Ficción. No tratan de ser un modelo a seguir, simplemente son una forma más de entretenimiento, al igual que el cine, por ejemplo. Además, es responsabilidad de los padres estar al tanto de qué están jugando sus hijos y determinar cuáles son apropiados para su edad. Sé que es difícil en estos tiempos, pero no es imposible.
La otra gran crítica que se le hace a los videojuegos es su gran adicción. Con la enorme popularidad que tienen los juegos en línea, actualmente esto se ha incrementado. En el Perú constantemente podemos ver casos de niños que se pasan todo el día jugando Gunbound, Mu, o cualquier MMORPG que encuentren en Internet. Nuevamente, creo que la responsabilidad pasa por los padres, que muchas veces ven en las cabinas de Internet la guardería ideal para dejar a sus hijos. Aquellos que efectivamente sufren de adicción por jugar deben ser ayudados de la misma forma como lo son aquellos adictos al alcohol o a otros vicios.
Al margen de las críticas, muchas veces se olvida del sentido educativo que pueden tener los videojuegos, y no solo hablo de aquellos como Brain Age o My English Coach que tratan de enseñarnos algunas cosas, sino de todos en general. La constante necesidad de resolver los problemas que se nos presentan en cada uno de ellos hace que nuestro cerebro se mantenga trabajando y desarrollemos al mismo tiempo otras habilidades como la coordinación, la concentración o la comprensión de lectura.
Finalmente, el hecho es que los videojuegos han llegado para quedarse. Siendo actualmente una industria que ha superado a Hollywood y la música, los videojuegos se convertirán con el paso del tiempo en la principal forma de entretenimiento en el mundo. ¿Ustedes qué opinan?