Desde hace una semana estoy jugando este título para el Nintendo DS. Lleno de ritmos pegajosos y minijuegos adictivos, ha sido hasta ahora una experiencia divertida. 

Había dejado un poco de lado el Nintendo DS por culpa del Fifa 09 y mi renovado interés por el multiplayer de Killzone 2, pero luego de leer algunos artículos sobre este juego decidí echarle una mirada. Esperaba uno musical lleno de colores y minijuegos extraños que hagan que lleve la consola a donde vaya… y no me equivoqué.

Similar en algunos aspectos a Elite Beat Agents, Rhythm Heaven es un juego musical que está enfocado a los minijuegos. Son cincuenta y están repartidos en grupos de cinco, además de otros que tendrán que ser desbloqueados realizando puntuaciones casi perfectas en los anteriores. Los hay de todo tipo… desde controlar a un cantante de ópera que debe cerrar y abrir su boca de acuerdo al ritmo de la canción, hasta acompañar a un recolector de betarragas en su diaria faena por el campo. Pero eso sí, todos estos minijuegos tienen como base la necesidad de seguir un ritmo y utilizar el stylus del DS en el momento preciso.
Antes de cada minijuego se nos ofrece un pequeño tutorial para saber qué es lo que debemos hacer. A veces puede resultar aburrido porque es obvio lo que se nos pide, afortunadamente, podemos saltearlo en cualquier momento. Cada nivel dura entre dos y tres minutos, y tras completar los cinco de cada etapa tendremos que jugar un remix, que tiene partes de cada uno de los anteriores pero con una nueva melodía como fondo.
El nivel de rejugabilidad es muy alto, pues tendremos que pasar cada nivel muchas veces si es que queremos obtener todos los minijuegos secretos. Algunos de ellos son tan simples como raspar una tarjeta de presentación para conseguir un sonido, pero otros son más elaborados como las clases de guitarra.
Rhythm Heaven es un juego orientado para todo tipo de público, y es perfecto para esos momentos en donde solo queremos despejarnos un rato para continuar con nuestras labores cotidianas. Anímense a probarlo. Acá les dejo el tráiler.