Tras meses de especulación, Sony finalmente develó hace algunas horas cuál sería su próxima consola portátil para hacerle frente al Nintendo 3DS. Bajo el nombre código de Next Generation Portable (NGP), la compañía japonesa nos ofrece mejoras importantes con respecto al PSP.

Sony ha tratado de enfocarse en la calidad gráfica y en la conectividad con el NGP. Para ello ha aumentado el tamaño de la pantalla (5 pulgadas), la resolución (960 x 544 px), un poder gráfico suficiente para correr juegos como Metal Gear Solid 4 o Uncharted, y conectividad 3G y wifi.

El resto de características son las siguientes:
  • Pantalla y superficie posterior táctiles.
  • Dos sticks analógicos.
  • GPS
  • Dos cámaras (adelante y atrás)
  • Software a partir de tarjetas de memoria Flash (ya no se usarán los UMD)
  • Tres sensores: giroscopio, acelerómetro y compás electrónico.
  • Conectividad Wi-Fi y 3G.
  • Acceso a la Playstation Network incluyendo soporte para Trofeos y otros servicios.
  • Retrocompatibilidad con anteriores juegos para PSP, PS Classics y cómics y videos de la PS Store.

Sobre la batería, estaría a la par de la del Nintendo 3DS: con alrededor de 4 o 5 horas de duración. También se anunciaron los primeros títulos oficiales para la consola:

  • Killzone
  • Uncharted
  • WipeOut
  • Little Big Plannet
  • Call of Duty
  • Resistance
  • Little Deviants
  • Hot Shots Golf
  • Reality Fighters
  • Gravity Daze
  • Smart As
  • Broken
  • Hustle Kings

Creo que la apuesta de Sony va por el mismo camino que ha venido tomando desde hace unos años: enfocarse en los juegos, más que en innovaciones riesgosas. El nuevo poder gráfico de la consola, junto con las nuevas características (mayor conectividad, superficies táctiles, instrumentos de dirección y cámaras) era lo que los gamers esperábamos.  Habrá que ver en algunos meses si su decisión fue la correcta. 

Aún no se tiene la fecha de lanzamiento. Mientras tanto les dejo un concept video mostrado en la conferencia.