Afiche Horna

En medio de las caídas de shows que han asolado este mes a los espectáculos focalizados en el metal, uno de los más esperados consiguió remontar y pudo aumentar su viabilidad al reunir dos shows organizados por dos productoras diferentes. Nos referimos al concierto de Pestilence con Horna este 26, dos bandas referentes en sus respectivos estilos y épocas. Recordemos que originalmente ambas estaban programadas para tocar el mismo día en eventos separados. Como evidentemente esto perjudicaba a los dos, pues se dividía una audiencia de gustos afines que en realidad no es muy numerosa, y sobre todo a los fans que tendrían que optar por uno lamentando perderse el otro. Así que en un gesto no demasiado frecuente en nuestra escena, Danger Steel y Gates of Horror contemporizaron, llegaron a un consenso que al final ha beneficiado al público nacional. Horna, la gran banda de black metal y Pestilence, la leyenda del death metal y hoy progressive death tocarán en un mismo evento, escoltados además por los grupos Imitheos (Venezuela) y Gersuva (México).
pestilence

Es una gran noticia pues no será necesario perder uno por ver el otro, y el espacio seleccionado es el adecuado para la importancia de las bandas: el escenario abierto del Festiva. Recordemos que Pestilence comenzó como una de las bandas pioneras del thrash metal en Holanda. Se crea en 1986 con Patrick Mameli y Randy Meinhard en las guitarras, Martin van Drunen al bajo y la voz, y Marco Foddis en la batería. Su primer álbum, Malleus Maleficarum (1988) está todavía dentro de esa corriente y los puso en la línea del frente del metal en su país. En 1989, el grupo, poniéndose acorde con la corriente que emergía en el mundo, da el salto al death metal y de paso a la gloria con el Consuming Impulse, trabajo considerado por la crítica como perfecto, y con ello se convierten a partir de ese fabuloso disco en una de los referentes de la historia en el metal. Testimony of the Ancients (1991) es básicamente un trabajo de mantenimiento de estilo, casi al nivel de su obra previa, aunque en la producción se nota que trataron de homogenizarlo con el death metal internacional (incluida portada de Dan SeaGrave) que estaba en ese momento alcanzado su ápice creativo y de difusión.

Spheres (1993) representó uno de los sacudones del metal de la época, la banda vuelve a dar un salto, esta vez cualitativo muy grande al acercarse sin complejos al rock progresivo e incluso al jazz. Para esto la entrada del bajista Jeroen Paul Thesseling (luego en Obscura) fue crucial. El video de Mind Reflections tuvo una alta rotación en programas de metal de todo el mundo, incluida la para entonces (y solo momentáneamente) más diversificada MTV. Sin embargo hacia mediados de los 90, la banda se desintegró y se unió al cementerio de nombres que pobló el metal de aquellos infaustos años.

El siglo XXI vio el regreso de la banda, con nuevos y vanguardistas trabajos todos ya enmarcados en la fusión del metal con géneros complejos como el rock alternativo, el jazz, algo de groove y otros elementos, no necesariamente bien recibidos por las comunidades headbangers más tradicionalistas. Su último trabajo es el excepcional Hadeon del 2018, editado por la holandesa Hammerheart Records.

70272793_2630522643645940_9125821312244121600_o
Por otro lado, la historia de Horna es básicamente la de las bandas subterráneas del metal extremo de los años 90, mientras el metal más conocido y relativamente más comercial sufría su crisis más duradera, el black metal se desarrollaba como una suerte de subcultura dentro de otra subcultura. La banda se forma en Finlandia en 1993, con seguridad, el mejor país para desarrollar una iniciativa metal. Como suele ocurrir con estos grupos su discografía, más que estar marcada por los álbumes, lo está por demos, splits, ensayos y otra clase de lanzamientos, que suelen ser atesorados por los militantes del black metal. Su primer demo es de 1995, Varjoissa, pero es su segundo demo Hiddentorni (1997) el que concita mayor atención de la comunidad extrema. Kohti yhdeksän nousua (1998 – Hacia el alzamiento de los 9) es su primer álbum. Rápidamente es considerado como un clásico del black metal de mediados de década. Haudankylmyyden mailla (1999 – En la tierra de la sepultura) se erige como otro clásico tardío en un momento en que otros grupos de black de inicios de la década experimentaban y se alejaban de los sonidos más clásicos. Horna representaba una declaración de fidelidad a la tradición.

Recientemente se ha sindicado a Horna como una banda de inclinaciones políticas cuestionables por una supuesta adscripción al antisemitismo, de hecho eso estuvo detrás de varios problemas en una de sus giras a los Estados Unidos, en la que fueron blanco de ataques de grupos de izquierda quienes los acusaban en ese sentido. La banda ha negado tales afiliaciones, y algunas parecen derivarse de una mala traducción de algunas líneas de sus temas llevada a cabo con una herramienta de Internet (no son fiables con leguas de pocos hablantes como el finlandés en el cual se expresan sus letras). Polémicas aparte, Horna es hoy una banda referente en el black metal mundial. Su último trabajo es el split con la banda, también de black metal, de Suiza Pure lanzado en el 2018 por parte del sello alemán World Terror Committee.

No olvidemos que también tocarán las bandas Imitheos de Venezuela, que ya lleva apareciendo en varios eventos de apertura a importantes grupos que nos visitan y la mexicana Gersuva, formada en 2012 y que en realidad es un proyecto personal de Gerardo Suárez, quien compone toda la música y ejecuta todos los instrumentos en las grabaciones de su ya nutrida discografía (4 largas duraciones, una compilación y un split con Kuntur y Taife, ambas colombianas), tengo interés en ver este proyecto. Las bandas nacionales que tocarán aún no se han dado a conocer, pero se rumorea que serán dos.

Aún queda bastante por mejorar en nuestra escena, ese mismo día en el mismo local habrá otro show de metal estelarizado por banda española Opera Magna. No es exactamente el mismo público, es power, sin embargo no deja de ser algo extraño. Ojalá que el sonido de un evento no perturbe al otro. En todo caso, muchos metaleros nos encontraremos en la puerta del Festiva la noche del 26.

Las entradas siguen a la venta en Join Us