descompresion01

Por Carlos Marroquín

Música, fútbol, cine, publicidad. Franco Rodríguez sorteó la presión de un hogar católico (hoy evangélico) para bucear en su propia fe. Es líder de Descompresión, banda punk con la que no solo protesta contra la sociedad peruana, sino contra sus propios miedos.

¿Por qué elegiste el punk para expresarte?
Vi que era el vehículo más rebelde y puro para escapar de mi casa. Yo era muy fanático de Michael Jackson, pero solo me relajaba y no me veía haciendo pop como él. Cuando fui descubriendo otras bandas como Green Day, todo cambió. Si tengo que definir lo que realmente me motivó, diría que el soundtrack del videojuego Tony Hawk Pro Skater 2. Ahí sí marqué distancia con todo.

Ese videojuego marcó a toda una generación.
Sí. A mí me funcionó porque descubrí a Rage Against, Dub Pistols, Anthrax o Papa Roach, bandas que después fueron la base de lo que ahora hago.

¿Qué te gusta hacer?
Música. No me ubico en otro espacio y tiempo que no sea ese. Y hacer punk. Me da la libertad de decir lo que quiera. Busco los espacios para componer. Me encantaría hacerlo todo el día, pero volvemos a lo mismo de las pocas oportunidades que hay en el Perú para llevar una carrera como músico.

¿Crees que con tu música estás ayudando?
Sí, porque buscamos anclar un mensaje sincero de cómo está nuestra sociedad. Hacer música es rebelarse ante lo que te han impuesto. Vivimos en crisis y el punk es un vehículo que por décadas ha manifestado rebeldía. Un goce distinto y simple por ser claros y directos.

Aunque hay muchos que opinan que el punk ha muerto.
Falso. El hecho de que no suene en la radio no quiere decir que no tenga vida. Es como esa frase huachafa que se volvió cliché: “el rock a muerto”. No, pues. Que no esté de moda no quiere decir que no tenga vigencia. Y eso es lo que hacemos con Descompresión: darle relevancia al punk. Buscamos que la gente se lleve un mensaje sincero de nosotros. Nos ha pasado muchas veces que la gente no nos aplaude. Eso tiene que ver con la poca difusión, porque somos una banda, como muchas, que vive en el under. No nos importa mucho, porque luego vemos sus rostros y notamos que hay respeto por lo que hacemos.

¿Qué buscan con Descompresión?
Ser la banda punk más importante del país. Si no me la creo yo, ¿quién lo hará? Siempre he pensado en grande y voy por ese camino. En algún momento dejaré la publicidad y solo me dedicaré a tocar.

 

Escúchalos aquí: