santamadero-camara01

Al parecer, el objetivo de Santa Madero es convertirse en una máquina de hacer hits. No es exagerado decirlo, teniendo en cuenta que tienen el talento y la guía necesarias. Solo hay que recordar el alcance de su primer single, «Pero Frágil» (elegida por este espacio como la mejor canción peruana del 2018).

Un track en el que sorprendían por su dominio del pop, pese a que los integrantes de la banda –surgida en Chaclacayo (Lima)– apenas si habían tramitado su DNI mientras grababan. Luego lanzaron un segundo corte titulado «Linda Hamilton»; un track que los mostró dispuestos a salirse del molde bombástico y a modular su propia intensidad.

La más reciente apuesta es «Cámara», tercer sencillo que tiene todo el glamour de «Pero Frágil». E incluso más: el aura dream pop, la aplicada voz de Karina Alexandra Castillo (quien canta los versos intermitentes del tema con mayor naturalidad), la instrumentación funky. Todo bajo la atenta mirada del productor Daniel Ruiz-González, el cerebro detrás del vidrio.

Dicho eso… si hay un disco nacional que esperamos con ansias, es el debut de Santa Madero.