Cuando a finales del 2006 se presentaron los resultados del primer Barómetro de Banda Ancha en el Perú de Cisco –con la existencia de poco más de 400.000 conexiones a Internet de este tipo en el país–, se estableció como meta inicial llegar a diciembre del 2011 con un millón de conexiones. Pero el espectacular rito de crecimiento semestral hizo que, en el 2008, se reajustara el objetivo adelantando la fecha a diciembre del 2010. Pese a los efectos de la crisis económica internacional, el crecimiento de conexiones siguió en aumento. Esto, sumado a la aparición de más conexiones por dispositivos móviles, reforzó la idea de que la meta se alcanzaría. Aunque en el último año –entre diciembre del 2009 y diciembre del 2010– se registró un aumento del 14,1% de conexiones, lamentablemente solo se alcanzaron 951.220. Conversamos con con Álvaro Merino Reyna, gerente general de Cisco para la región andina, para intentar conocer las razones de estos resultados.

¿Qué factor impidió alcanzar la meta?
Algo ha sucedido en el último semestre del 2010 que hizo que el nivel de crecimiento se cayera. Ese año, la primera mitad fue muy buena y si se hubiera mantenido el mismo ritmo de crecimiento sobrepasábamos la meta. No está identificado qué sucedió, porque no es un tema económico. El mercado no se ha saturado, pero simplemente se paró. Lo que sí podemos pensar es que el crecimiento debió darse al interior del país, ya que en Lima no se iban a presentar grandes cambios.

Aun así la penetración ha aumentado al 3,47%…
Pero se ha generado una mayor brecha con lo que han crecido nuestros vecinos. Seguimos bajo.

¿Cuánto pueden beneficiar estos proyectos para que haya acceso a Internet gratis?
Podría ayudar, pero recordemos que una ley es buena siempre que su ejecución lo permita. Hay que encontrar la combinación entre la promoción por parte del Estado y la empresa privada ofreciendo el servicio.

¿Continuarán haciendo el estudio semestral?
Continuaremos porque Cisco, como compañía, sigue con la misión de generar conciencia dentro del país, en distintos niveles, de que el desarrollo en la construcción de infraestructura tiene que venir acompañada por el tema de información. Esta generará educación, mejores servicios de salud, competitividad de las empresas, mayor desarrollo del país. Creo que es una misión que nos toca seguir impulsando.

¿Fijarán una nueva meta?
Seguiremos haciendo el estudio semestral, pero ahora nos volveremos a sentar con el Ministerio de Transportes y Comunicaciones del nuevo gobierno para que esto tenga una continuidad y vean cómo lo quieren llevar.

EN PUNTOS

  • El 55% de las conexiones en nuestro país son de una velocidad de entre 512 Kbps y 1 mbps. El 28,5% superan 1 mbps.
  • Entre el 2009 y el 2010 los precios que los peruanos pagaron por conexiones a internet de baja velocidad se redujeron en un 50%.