Por Sandro Medina Tovar. Un equipo de investigadores peruanos está a punto de terminar una plataforma tecnológica que utiliza la transmisión de video de las cámaras de seguridad para alertar situaciones de riesgo para la ciudadanía. Su particularidad es que reconoce, de manera automática y en tiempo real, escenas y objetos peligrosos. Verónica (siglas en inglés de Video Efficient Recognition of Named Identities and Content Analysis) es el nombre de este proyecto, que incluye “el desarrollo de software y algoritmos para la implementación de una central de análisis y procesamiento de videos de cámaras de seguridad que preste el servicio de reconocimiento de objetos así como de episodios viales”. Así lo explicó Adolfo Pizarro Aguirre, ingeniero coordinador del proyecto y presidente ejecutivo de la empresa Kybalion.

Una alerta de seguridad gracias al video. INFOGRAFÍA: (c) Diario El Comercio

Tras su amplia experiencia en tecnologías de video, este grupo de emprendedores decidió incursionar en la construcción de una plataforma tecnológica que reconozca objetos, rostros, placas de vehículos, entre otros.

“Se trata de varios desarrollos que irán en un sola plataforma para el servicio de videovigilancia, y para ello era necesario un importante financiamiento, que finalmente obtuvimos”, refirió Pizarro a El Comercio.

La primera etapa del proyecto, la cual se encuentra en proceso de investigación y desarrollo, está siendo apoyada académicamente por el Instituto San Ignacio de Loyola, el Fondo para la Innovación, Ciencia y Tecnología (Fincyt) y el Fondo de Investigación y Desarrollo para la Competitividad (Fidecom), por un monto de 100 mil dólares.

Análisis de video
Según el experto, la iniciativa peruana Verónica apela sobremanera a la analítica de video.

“Esto consiste en la aplicación de sistemas de cómputo para el reconocimiento de patrones, ya sea dentro de una secuencia de video en vivo o previamente grabado. Esta estadística sirve para el reconocimiento de placas vehiculares, la identificación de comportamientos sospechosos, reconocimiento de rostros y medición del tráfico”, precisó.

Así, en contados minutos, toda la información puede llegar mediante alertas a una central de vigilancia (comisarías o serenazgo) para mejorar la respuesta del personal de seguridad.

“Con esta tecnología se puede incrementar la supervisión de los profesionales de la seguridad. La información para que se tomen las medidas correctivas ante un incidente se envía mediante mensajes de texto (SMS) a dispositivos móviles”, subrayó.

Tras la exitosa experiencia en el Perú, el proyecto –con algunas modificaciones– fue aprobado también por la Corporación de Fomento de la Producción de Chile (Corfo).

El proyecto nació como respuesta a la violencia urbana
El violento asalto ocurrido en la Vía Expresa en agosto del 2010, que dejó a la niña Romina Cornejo –entonces de apenas 2 años– con una grave herida producto de un disparo en el cuello, inspiró a los creadores de este proyecto.

“Este hecho reunía todos los elementos para que nuestra plataforma tecnológica identificara el punto exacto y en contados minutos diera la alerta al personal de seguridad (policía o serenazgo) para que puedan actuar de manera inmediata”, dijo Gary Urteaga, asesor de esta iniciativa. “Habían elementos claves para que nuestro buscador de videos respondiera inmediatamente”, agrega.

Fue a partir de este caso que el grupo liderado por Adolfo Pizarro emprendiera esta iniciativa de tecnología e innovación.

“Era momento de aprovechar eficientemente la data y video de las miles de cámaras de seguridad dispersas en todos los lugares públicos y comerciales, para así lanzar una tecnología de alerta temprana”, indicó.

DATOS

Cifras alarmantes El Latinobarómetro, en América Latina, ubica al Perú detrás de México como el país de mayor porcentaje de ciudadanos que declaran haber sido víctimas de un delito: 40% entre 1995 y el 2011.

Sigue en alza El Observatorio de la Criminalidad del Ministerio Público señaló que, entre el 2000 y el 2011, los actos delictivos crecieron en un 80%.