Argentina: miles de ovejas podrían morir por cenizas del volcán Puyehue

Si este ganado no recibe alimento podría fallecer en poco tiempo, indicaron productores agropecuarios de la zona

Argentina: miles de ovejas podrían morir por cenizas del volcán Puyehue

Cientos de miles de ovejas podrían morir en los próximos días a causa de los problemas que genera la presencia de cenizas volcánicas en la Patagonia Argentina, declarada zona de desastre por la erupción del volcán Puyehue, advirtieron hoy productores agropecuarios.

“En el corto plazo, de a 30 a 60 días, si no hay suplemento de forraje (alimento) se van a morir”, declararon a dpa fuentes de la Sociedad Rural de Trelew, provincia de Chubut.

Las regiones de Chubut, Río Negro y Neuquén fueron las más afectadas por la erupción de cenizas del cordón volcánico Caulle, ubicado en el lado chileno de la Cordillera de los Andes. Estas zonas fueron declaradas en emergencia agropecuaria.

YA VENÍAN SIENDO AFECTADAS
La provincia de Chubut ya venía afectada por una extensa sequía de cuatro años, que redujo a casi la mitad el número de ovejas de la provincia.

“La situación de la sequía y ahora de las cenizas obliga a una suplementación urgente de alimento, pero hasta ahora no ha llegado nada”, señalaron los productores rurales.

La ceniza cubrió la meseta donde pastorean las ovejas, cubriendo los pocos pastizales que dejó la sequía y causando problemas de salud a los animales, los cuales mastican el polvo volcánico. Este también se incrustó en su lana, haciéndola más pesada y afectando la calidad de su textura.

La erupción del cordón volcánico se reanudó con fuerza en las últimas horas, por lo que se estima que los vientos arrastrarán otra vez las cenizas al territorio argentino.

La localidad turística de montaña Villa La Angostura, ubicada a 35 kilómetros del volcán y a unos 1.600 al suroeste de Buenos Aires, quedó cubierta con cerca de 30 centímetros de material volcánico. Bosques, lagos y cabañas quedaron bajo un manto gris desde la primera erupción del Caulle, ocurrida el pasado 4 junio.