Barack Obama propone que Estados Unidos importe menos petróleo

Sin embargo, el presidente de EE.UU. quiere que para el año 2035 el 80% de la electricidad provenga de fuentes limpias

Barack Obama propone que Estados Unidos importe menos petróleo

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, propuso recortar en un tercio las importaciones de petróleo de su país de aquí a 2020.

En un discurso en la Universidad de Georgetown, donde expuso sus propuestas sobre seguridad energética a raíz de que los precios del crudo alcanzaran niveles récord, Obama indicó que cuando llegó al poder, en enero del 2009, Estados Unidos “importaba 11 millones de barriles diarios. En algo menos de una década, habremos recortado esa cifra en un tercio”.

Para conseguirlo Obama propuso aumentar la producción petrolera estadounidense mediante nuevas explotaciones, entre otras cosas.

En el 2010, según recordó, la producción petrolera estadounidense alcanzó su nivel más alto desde el 2003 y por primera vez en una década el crudo importado representó menos de la mitad que el combustible líquido consumido.

Estados Unidos, aseguró, “está sentado sobre suministros de energía que esperan a ser explotados”.

USO DE ENERGÍAS LIMPIAS
Obama propone también aumentar el uso de energías limpias, desde los biocombustibles al gas natural, algo que ya había adelantado en su discurso sobre el Estado de la Unión el pasado mes de enero.

Así, el presidente indicó que ha instruido a los departamentos de Energía y Agricultura y a la Marina de EE.UU. para que colaboren con el sector privado con el objetivo de crear “biocombustibles avanzados” que puedan hacer funcionar camiones y aviones de combate y comerciales.

En los próximos dos años, prometió Obama, se establecerán al menos cuatro biorefinerías de última generación.

También abogó por la fabricación de vehículos que consuman menos petróleo al recordar que el 70% del consumo de crudo se emplea en transporte.

Para el 2015 se ha fijado la meta de lograr que un millón de vehículos eléctricos circulen por las carreteras del país.

AHORRO DE ENERGÍA
El presidente estadounidense planteó también la necesidad de ahorrar energía y reiteró su objetivo, planteado en el discurso sobre el Estado de la Unión, de que para el año 2035 el 80% de la electricidad provenga de fuentes limpias, desde energías renovables como la eólica o la solar a la nuclear.

En este sentido, defendió el uso de la energía atómica pese a los problemas que atraviesa Japón tras el terremoto de 9 grados en la escala de Richter y el posterior tsunami del pasado 11 de marzo.

REVISIÓN DE CENTRALES NUCLEARES
El presidente norteamericano, según recordó él mismo, ha encargado una revisión de la seguridad de las centrales nucleares en EE.UU., tras lo cual van a incorporar “las lecciones y conclusiones de Japón a nuestra nueva generación de plantas”.

Las propuestas de Obama se producen cuando el petróleo alcanza niveles récord en su cotización ante la incertidumbre en Oriente Medio y la guerra en Libia y hoy el barril de Texas, de referencia en EE.UU., se sitúa en 110 dólares.

Según Obama, “no hay soluciones rápidas” para los incrementos de de los precios del crudo, con lo que, agregó, “seguiremos siendo víctimas de las oscilaciones en los mercados petroleros a menos que seamos serios sobre una política a largo plazo para obtener energía asequible y segura”.