Escultor creó un arrecife artificial en el Caribe mexicano

La intención de Jason de Caires es proteger los corales afectados por el turismo y el comercio

Escultor creó un arrecife artificial en el Caribe mexicano

El arte no se limita a la exhibición en los museos. También puede ser utilizado como herramienta para proteger el medio ambiente. Así lo demuestran las esculturas de Jason de Caires Taylor, hechas en forma de arrecife urbano para proteger los corales del Caribe mexicano.

“La idea es crear este parque subacuático para que los visitantes se alejen de los arrecifes naturales y no haya personas a su alrededor haciendo ‘snorkel’ o buceando y molestándolos. Alejamos a esas gentes de esos lugares y las traemos aquí a estas áreas más controladas”, explicó de Caires a EFEverde.

El arrecife artificial está conformado por más de 500 esculturas en forma de casas y se ubica en el Parque Marino Nacional, en el Musa, a treinta minutos en barco de la ciudad de “Cancún”:http://elcomercio.pe/buscar/cancún. Contó con la asesoría de biólogos de forma que se adapte a las diferentes especies que habitan el área, tales como peces y crustáceos.

La realización cuenta con el apoyo de la Secretaría del Medio Ambiente de México, quien impulsó la medida como una forma de resguardar los arrecifes del daño causado por las embarcaciones y la presencia de miles de turistas provenientes del turismo acuático.