Hallan restos de un feroz dinosaurio en Rumania

El animal, bautizado como “Balaur bondoc”, que significa “dragón fornido”, es similar al velocirraptor. Debido a sus agudas garras se cree que fue un voraz depredador

Hallan restos de un feroz dinosaurio en Rumania

Hace unos 79 millones de años, un dinosaurio fornido similar al aterrador velocirraptor, pero con dos agudas garras en cada pie en lugar de una, acechaba en lo que ahora es Rumania.

El nuevo tipo de dinosaurio, “Balaur bondoc”, que significa “dragón fornido”, fue descubierto por investigadores rumanos y estadounidenses.

El hallazgo fue hecho por el geólogo Matyas Vremir, de la Sociedad del Museo de Transilvania. El hallazgo es reportado en la edición del martes de la revista Proceedings of the National Academy of Science.

“Balaur podría ser uno de los depredadores más grandes de ese ecosistema”, explica el coautor Zoltan Csiki, de la Universidad de Bucarest, quien hizo notar que el mayor nivel del mar en aquel tiempo hizo de la región un archipiélago.

Csiki dijo que aunque Balaur es extremamente inusual, está estrechamente relacionado con animales como el velocirraptor y los dinosaurios emplumados en China.

Los investigadores dicen que los fósiles muestran un animal de entre 1,8 y 2 metros de longitud, con un cuerpo más fornido que el de los velocirraptores de talla similar que vivieron en otras partes del planeta. Existen numerosas similitudes entre ambos depredadores.

“Aunque eran de esperar los animales carnívoros de ese tipo, el descubrimiento de uno tan inusual como Balaur es excitante”, dijo el coautor Mark Norell, del Museo Americano de Historia Natural, en Nueva York.

Matthew T. Carrano, curador de la sección de dinosaurios en el Museo Nacional Smithsoniano de Historia Natural, en Washington DC, coincidió en que el hallazgo es “definitivamente algo nuevo”.

“Es una de esas cosas raras que nos recuerda no pensar que hemos encontrado todo lo que se puede encontrar”, dijo Carrano, que no fue parte del estudio.

En la misma región se han descubierto fósiles de pequeños dinosaurios con pico de pato y dinosaurios herbívoros del tamaño de una vaca.

El nuevo fósil Balaur es un esqueleto parcial que incluye una pata, cadera, brazos, una mano, costillas y huesos de la cola.

Tenía un gran pulgar con una garra grande que podía ser extendida, posiblemente para cortar presas, además de otra garra en el segundo dedo. Tenía piernas cortas y robustas, con los huesos fusionados y la pelvis tiene enormes áreas para los músculos, lo que indica que estaba adaptado más para fuerza que para velocidad.

Stephen Brusatte, un estudiante de doctorado en la Universidad de Columbia que está afiliado al Museo de Historia Natural en Nueva York, dijo que, “comparado con el velocirraptor, Balaur era más un boxeador que un velocista y pudiera haber cazado animales mayores que él, como los carnívoros de hoy”.