El Comercio

Copa América Centenario 2016


UNOxUNO de Perú en histórico 1-0 ante Brasil por Copa América

Perú derrotó 1-0 a Brasil por la Copa América Centenario, clasificó a los cuartos de final y eliminó al 'scratch' del torneo

UNOxUNO de Perú en histórico 1-0 ante Brasil por Copa América

Perú derrotó 1-0 a Brasil por Copa América Centenario y clasificó a los cuartos de final de una forma agónica. (Foto: AFP)

Renzo Galiano Sedán

La selección peruana hace historia en la Copa América Centenario. Venció con un gol de polémico a Brasil y clasificó a cuartos de final del certamen continental. 

A continuación, un repaso de las actuaciones de cada uno de los forjadores de esta mágica noche de Boston. Los titulares y los que ingresaron tienen esta valoración.

Pedro Gallese (8). Monumental. Un arquero colosal que transmitió su seguridad y serenidad a todo el equipo. Sacó una mano milagrosa en el primer tiempo y sobre el final del duelo, estuvo concentrado ante la andanada de llegadas de la 'canarinha'.

Aldo Corzo (6). Aplicado. Por momentos se observaba que sufría por los desbordes de Willian y compañía. Sin embargo, poco a poco se fue consolidando atrás. Defensivamente pulcro.

Alberto Rodríguez (8). Candado. Aquel 'Mudo' de años anteriores volvió con fuerza en este duelo. Pusó pecho, alma, vida en cada pelotazo de Brasil. Interceptó correctamente y metió el cuerpo sin miedo a lo que vendría. 

Christian Ramos (7). Ordenado. Fue -quizás- su mejor partido en la selección peruana. Cortó jugadas de peligro, esperó pacientemente las llegadas rivales y demostró un carácter fuerte en cada despeje. 

Miguel Trauco (7). Disciplinado. Limpio en la marca y no tuvo miedo alguno para trepar y enviar sus centro venenosos. Demasiado correcto.

Óscar Vílchez (8). Todoterreno. Un pulmón que oxigenó todo el mediocampo. Una máquina que recuperó todos los balones y cuando tuvo tiempo distribuyó el balón hacia adelante. 

Adán Balbín (5). Irreconocible. Un partido bajo y muy discreto. Su aparición recién fue vista sobre los 43' en una llegada de Perú. Francamente, fue un fantasma.

Andy Polo (8). Desequilibrante. Su actuación fue como un vaivén. Un carrusel que subía y bajaba en varios minutos. Explotó en el segundo tiempo. Fue determinante su velocidad explosiva para el gol de Ruidíaz. Además, en defensa, daba una mano prodigiosa a Corzo.

Christian Cueva (8). Trabajador. Recuperó balones. Creó opciones de gol. Se mandó al ataque como si su vida estuviera en juego. Demuestra claramente que está en un nivel alto. Ya no es más 'Cuevita'.

Edison Flores (7). Voluntarioso. Un partido regular. Sus ataques no generaban el peligro anhelado, pero de igual forma, corría hasta el final para jalar marca. Tarea aprobada.

Paolo Guerrero (8). Capitán. Recibió duras entradas. Cada una era peor que la anterior. El 'Depredador' quedaba en el césped, pero se levantaba como lo ordena su apellido. Aguantaba todo. Una bisagra brillante para una selección que carece de ello.

Yoshimar Yotún (8). Atrevido. Su entrada dio nuevos aires al mediocampo. Osado, encarador y comandante para los zagueros. Sus pases fueron vitales para que la ofensiva no perezca.

Raúl Ruidíaz (8). Mágico. Ingresó por Flores en la segunda mitad y cambió la historia con su gol épico. Su rapidez fue determinante para descolocar a los defensores brasileños. 

Renato Tapia (7). Un muro. Tuvo pocos minutos, pero entró para ser una muralla impenetrable. Construyó y obstruyó. Fue un canal de respiración para un equipo que se estaba asfixiando por la presión brasileña. 

LEE MÁS SOBRE...