Brutal: evitó un gol y se llevó una patada de su compañero en la cabeza

La acción tuvo lugar en un partido de la Serie B del fútbol brasileño. Lo peor fue que su esfuerzo fue en vano

Un jugador del Guaratinguetá, de la Serie B del fútbol brasileño, recibió una brutal patada de parte de un compañero suyo luego de evitar un gol del Vila Nova.

Diego Dedone logró despejar, con la cabeza y al ras del suelo, un balón que se colaba en su arco, pero su compañero Everton, en el afán de despejar el balón, terminó pateándole la cabeza, rozando apenas el esférico y dejándoselo a un delantero rival, que anotó el gol.

Dedone quedó inconsciente, pero se recuperó en un hospital.