Cinco razones futbolísticas para entender la caída de Alianza Lima

Wilmar Valencia, la dependencia de Reyna, Susana Cuba, entre otros puntos, son analizados para llegar a la verdad de la crisis blanquiazul

Cinco razones futbolísticas para entender la caída de Alianza Lima

ELKIN SOTELO @elkinsot_DT
Redacción online

Tres derrotas consecutivas y solo 3 unidades obtenidas de 15 posibles. Ya no son punteros. La crisis en Alianza Lima es innegable y los puntos más críticos son abordados en este análisis.

EL ENTRENADOR WILMAR VALENCIA
Vale la pena recordar que el camanejo no fue primera opción para la Administración Temporal a fines del 2012, cuando la permanencia de José Soto ya no daba para más. Sondearon muchos técnicos extranjeros en el torneo chileno como Javier Torrente y Pablo Marini, pero el conflicto con Soto y su despido –resultaba muy costoso echarlo ya que tenía un año más de contrato- retardó la contratación del nuevo entrenador durante varias semanas. Incluso hasta con Freddy García del Garcilaso tomaron contacto, pero durante esos días el único que fue capaz de esperar y que se ajustaba realmente al presupuesto blanquiazul para el 2013 fue Wilmar Valencia.

En la marcha a Wilmar se le encontraron virtudes: entregado a su trabajo y dispuesto a no dar concesiones a los jugadores en cuanto al rigor disciplinario. Tuvo amistosos negativos en España durante la pretemporada, pero al llegar al Perú parecía haber encontrado la mejor respuesta física en el plantel, por lo que rápidamente llegó al primer lugar de la Copa Movistar principalmente ganando fuera de casa.

Siempre se le complicó ganar en Lima, ya sea por la exigencia de la hinchada o por el irrestricto sistema de los visitantes de arroparse en sus áreas, lo que deja sin espacios a los ‘Potrillos’ que tropiezan y caen en desesperación.
Pero Wilmar tiene un tope. A pesar de su pasado blanquiazul y arraigo con la camiseta, es de formas toscas para exigir rendimiento dentro de su plantel, un grupo que venía de todo lo contrario con Soto y que ahora se siente abrumado e incómodo y que ya no trabaja como a inicios de año, cuando la llegada del técnico era novedad y se quería impresionarlo.

LA ‘YORDYDEPENDENCIA
Existe. Yordy Reyna es el mejor jugador de Alianza Lima en la actualidad y a eso se suma el pésimo momento que viven Miguel Mostto y Wilmer Aguirre de cara al gol. A Mostto es posible que le esté pasando factura la edad (35) años y a Aguirre le vuelven los conocidos fantasmas de serios defectos en la definición que en Alianza exhibió en muchas ocasiones.

Pero Reyna vive su momento y los rivales saben que es el hombre a perseguir y se muestran implacables. Muchos de los goles de Yordy han sido de su mérito individual y escasos producto del sistema blanquiazul. Pero así cada día será más difícil que Yordy destaque porque sus marcas le van tomando el pulso.

Existen otras razones más de esta complicada situación blanquiazul: AUSENCIA DEL 10 Y EL CAUDILLO, LA ZAGA, y la influencia de la administradora SUSANA CUBA. Estos tres puntos se exponen al detalle en el Blog Comando Azul.