La recuperación de Miguel Miranda dependerá de la ayuda que recibió tras sufrir el infarto

El cardiólogo Walter Mogrovejo explicó que si no se auxilió oportunamente al ex arquero con la resucitación cardiocerebral, este podría padecer un edema cerebral

La recuperación de Miguel Miranda dependerá de la ayuda que recibió tras sufrir el infarto

A propósito del ataque cardíaco que sufrió esta tarde el ex arquero de la selección peruana Miguel Miranda, el cardiólogo Walter Mogrovejo explicó que cuando una persona sufre un infarto al corazón, lo más importante es que se le auxilie para preservar la circulación de sangre al cerebro con el fin de no formar coágulos, lo que se conoce como resucitación cardiocerebral.

Ello se logra ya no dando la famosa respiración boca a boca, sino comprimiendo rítmicamente el pecho de la víctima, que debe estar acostada en el suelo y con las piernas levantadas mientras se espera la llegada de la ayuda profesional.

“Si el paciente ha sido auxiliado de esa forma, va a ser muy fácil la recuperación. Si ha sido muy tardía la reacción de la gente que ha estado al costado, va a haber lo que se denomina un edema cerebral, es decir el cerebro va a estar hinchado”, dijo el médico al comentar el caso de ‘Miguelón’, quien estuvo cerca de ocho minutos sin respirar.

Mogrovejo también señaló que a pacientes como Miranda se les debe colocar dentro de las seis horas posteriores al infarto un catéter dentro de las arterias coronarias para conseguir que se normalice el flujo sanguíneo y así minimizar las consecuencias del ataque.

“Si pasadas las seis horas se hacen estos procedimientos, ya queda con una secuela el paciente, que generalmente lleva a la insuficiencia cardíaca”, añadió el especialista en declaraciones a la emisora radial RPP.