Ignacio Flores, el piloto peruano que se superó a sí mismo y que va por más

El piloto de cuatrimotos superó lo que alcanzó el año pasado y ahora su meta está en llegar a Santiago y culminar su primer Dakar

Ignacio Flores, el piloto peruano que se superó a sí mismo y que va por más

FERNANDO LOZANO CH. @ferlozan
Desde La Serena, Chile

“No importa lo que haya superado, estoy feliz”. Con esta frase Ignacio Flores expresa dos cosas. La primera, su satisfacción por haber superado la etapa 11 del Dakar en la que se quedó en el Dakar 2012; y, la segunda, su deseo de no conformarse con eso y cumplir su objetivo de terminar la competencia por primera vez.

El año pasado, una doble fractura de peroné lo dejó fuera en la etapa 11 de la competencia, cuando iba octavo de la general, toda una sorpresa para la participación peruana pues había remontado 14 puestos desde la primera etapa, en la que culminó en la casilla 22.

Este 2013, no solo ha conseguido superar su participación del año pasado en un Dakar que, según afirman varios competidores, estuvo más difícil, sino que también hizo historia al convertirse en el primer peruano que ha logrado ganar una etapa en la competencia. Esto fue en la primera jornada, Lima-Pisco, un recorrido corto de solo 13 kilómetros que servía como presentación del torneo, pero un resultado alentador.

Pese a esto, Ignacio no se inmuta. Cuando le pedimos su comentario sobre el hecho de haber pasado la etapa 11, no le prestó mayor atención y dijo que no quería “generara competitividad”. Para él la carrera no termina hasta llegar a Santiago. Hasta el momento, mientras se disputa la etapa Copiapó-La Serena, está séptimo en la general, y volverá a hacer historia como el primer peruano ‘top 10’ en un Dakar.