Matadoras se conmovieron hasta las lágrimas con el Señor de los Milagros

Las integrantes de la selección de vóley se encomendaron al Cristo Moreno en la iglesia de Las Nazarenas. El sábado viajan a Corea del Sur para una gira, y luego irán a Japón

Las matadoras con el Señor de los Milagros. (elcomercio.pe)

Un baño de fe antes de partir. Las jugadoras de la selección de vóley visitaron hoy la iglesia de Las Nazarenas en la avenida Tacna y se encomendaron al Señor de los Milagros. Algunas chicas, como Patty Soto y Mirtha Uribe, estaban visiblemente emocionadas.

“Es algo muy importante para mí y para las chicas (haber venido), no podíamos dejarlo pasar. Hacer un buen papel (en el Mundial de Japón) y mucha salud, que es importante, son algunas de las cosas que hemos pedido”, dijo Soto.

Leyla Chihuán, la capitana del equipo, indicó que fue un encuentro “muy emotivo”. “Hace mucho tiempo que teníamos ganas de venir y ya se nos cumplió. Cada una de nosotras tiene una sensación distinta, pero es un momento de encuentro con Dios, con uno mismo”, señaló a su turno.

Chihuán dijo que ella no le pidió que les de una ‘ayudita’ en el Mundial, donde el objetivo es quedar entre las ocho primeras, sino “salud y trabajo”. “El resto cae por sí solo”. “Estoy muy emocionada. No tengo palabras. He sentido una emoción, una paz y una alegría de estar aquí”, dijo a su turno Mirtha Uribe.

Las chicas estuvieron rodeadas de gran cantidad de curiosos. Poco antes, fueron despedidas por el presidente Alan García y por los ministros en Comas.