Técnico de Serbia nos mira con respeto: “Perú será un duro rival”

El entrenador Terzic Zoran reconoció que el partido de esta noche (10:30 p.m.) frente a las peruanas será “extremadamente difícil”. Vienen de ganar a Costa Rica y Polonia

*Por Patrick Espejo
Enviado especial*

Tokio. Lo primero que hizo el técnico serbio, Terzic Zoran, fue ofrecer disculpas a la prensa, evadió la zona mixta donde todos los participantes del Mundial están obligados a transitar (voleibolistas, entrenadores y comando técnico) para salir desesperado al área de fumadores y poder prender un cigarrillo tras casi dos horas ‘secuestrado’ dentro del Yoyogi Internacional Gymnasium, la sede del Grupo A del Campeonato Mundial de Vóley Femenino.

“Por favor, un momento, primero déjeme fumar, luego lo atiendo”, me dice en un inglés con acento eslavo.

El técnico es el mismo que hace cuatro años, en Japón también, celebró una de las victorias que más recuerda. “Cómo olvidar ese partido con Perú. Ustedes nos iban ganando 2-0 y en una gran reacción de mi equipo, pudimos igualar y darle vuelta. Fue un partido muy duro. Quizá en ese momento, con esa reacción, nos dimos cuenta de que podíamos llegar lejos en ese Mundial”, afirmó.

Razón no le faltó. Hace cuatro años, Serbia regresó a casa con la medalla de bronce colgada en el cuello y con el orgullo de sentirse en la élite del vóley mundial. Por eso, Zoran ve a los rivales con algo de altanería. Tras haber derrotado 3-0 a Costa Rica (25-15, 25-18 y 25-14) en su primer partido y a Polonia 3-1 (19-25, 27-25, 26-24 y 25-22).

Ya en la rueda de prensa, trató de analizar a su rival de esta noche. “No los hemos seguido con especial atención, pero por las referencias que tenemos puedo decir que el partido será extremadamente difícil, como el de hace cuatro años. Y como ese, espero ganar”, aseguró, aunque reconoció que serbias, peruanas, polacas y japonesas estarán en la segunda ronda del torneo, dando por descontado que Costa Rica y Argelia, las dos selecciones de juego más ‘inocente’, quedarán eliminadas.

Las serbias han renovado parte de su equipo. “Tras los Juegos Olímpicos de Beijing, muchas chicas se retiraron de la selección. Ahora, con un equipo joven, estamos tratando de jugar más rápido”.