Voleibolistas por fin probaron comida peruana después de veinte días

La selección peruana de vóley fue invitada a la Embajada de Perú en Tokio, pero lo mejor para ellas fue volver a comer cebiche y arroz con pollo

(Foto: FPV / Video: Patrick Espejo)

Por: Patrick Espejo
Enviado especial de El Comercio

Nuestras matadoras tuvieron hoy uno de sus momentos más felices desde que partieron para jugar el Mundial de Vóley de Japón. Y no fue precisamente por un triunfo sufrido, sino porque se reencontraron con la comida peruana, que no probaban desde el 15 de octubre, cuando viajaron a Asia.

Fue en la Embajada Peruana de Perú en Tokio. Allí, las recibieron con un bufet con cebiche con choclo, frejoles, arroz graneado, cau cau, causa de atún, tamalitos verdes y arroz con pollo, que fue lo que más comieron las chicas. De postre les dieron mazamorra y alfajores de manjar blanco.

“Ufff, lo máximo. Esto nos acerca un poco más al Perú”, comentó Yulissa Zamudio. “Deberíamos llevarnos al chef al hotel para que aprendan lo que es la comida de verdad” repetía Elena Keldibékova.

Las voleibolista peruanas partieron la madrugada del 16 de octubre a una gira en Corea del Sur, donde se quejaron constantemente por la comida. Luego, ya en Tokio, la alimentación del menú internacional tampoco fue tan de su agrado.

En la ceremonia oficial, la capitana Leyla Chihuán, trató de maquillar con humor la angustiosa clasificación a segunda ronda: “Espero que todos (los peruanos aquí) estén disfrutando del espectáculo que estamos dando estos días… todas nosotras”, dijo.

El Campeonato Mundial de Vóley se reanuda mañana para la selección a las 10:45 p.m., cuando se enfrenten a Rusia, el actual campeón mundial en el inicio de la Segunda Fase del torneo.