elcomercio.pe

Rio 2016

Usain Bolt: revive la hazaña del récord mundial 2009 en 200m

En Berlín 2009, Usain Bolt voló y marcó 19.19 segundos. El jamaiquino anunció que tratará de romper su récord esta noche

Usain Bolt: revive la hazaña del récord mundial del 2009 en 200 metros. (Video: YouTube/Foto: AFP)

La enorme expectativa en la carrera de 200 metros en Londres 2012 estaba cifrada en Usain Bolt, tal como ocurre en la previa de la final de Río 2016 que se disputará esta noche. "Definitivamente, creo que puedo tratar de romper el récord mundial", declaró el 'Rayo' jamaiquino luego de clasificar a la final de 200 metros como si fuese un paseo por la playa de Copacabana.


El episodio con De Grasse a poco de cruzar la línea de meta alimenta los comentarios en redes sociales y en la crítica especializada que Usain Bolt podría lograr su cometido. Más aún, porque esta mañana decidió descansar y no corrió en la carrera de clasificación de relevos 4x100 metros. Bolt se reserva para una noche que podría ser histórica.

Usain Bolt y su máximo logro en 200 metros conseguido el 2009 en Berlín. (Foto: Reuters)

En el mundial de atletismo en Berlín 2009, Usain Bolt rompió su propio récord mundial de 200 metros  al detener el crono en 19 segundos y 19 centésimas, 11 centésimas menos que su anterior marca obtenida en el mundial de Beijing (19.30). Por eso la expectativa en Londres estaba cifrada no solo en un casi seguro triunfo de Bolt, que tuvo en su compatriota Yohan Blake a un gran rival, sino en la enorme posibilidad de lograr un nuevo récord mundial. Pero el tiempo no fue mejor (19.32). Ni siquiera superó el de Beijing. 

Usain Bolt hizo planchas tras ganar los 200m en Londres 2012. (Video: YouTube)

RÉCORD MUNDIAL

En la hazaña del 2009 Usain Bolt se brindó al máximo de principio a fin. No realizó su clásica desaceleración en los últimos metros. Hace 7 años, Bolt se sobrepuso al cansancio acumulado a lo largo de sus siete carreras precedentes para, contra la opinión de Michael Johnson, pulverizar también el récord de 200 metros.

Aquella del 2009 era la octava carrera en seis días para Usain Bolt en el Olympiastadion. Volvió el Bolt gesticulante, enamorado de la cámara de televisión. El francés David Alerte elevó la tensión con una salida falsa que obligaba a todos a redoblar sus precauciones para no ser descalificados. La ausencia, por lesión, del campeón mundial, Tyson Gay, el hombre que lo propulsó hacia el récord mundial en la final de 100 metros, convirtió la carrera de 200 en un simple duelo de Bolt contra el cronómetro. La actitud un tanto apática de las tres primeras rondas de 200 dejó paso al Bolt de los Juegos Olímpicos de Beijing y el de la final de 100 metros. 

El clamor de los aficionados, que por primera vez en seis jornadas llenaban el estadio, le devolvió la energía perdida y Usain Bolt volvió a desafiar los límites de la velocidad humana. 

Han pasado siete años, y ahora en Río 2016, Bolt tiene casi la pista libre en el Estadio Olímpico de Río de Janeiro, para quedar a un paso de un histórico tercer triplete que lo deposite en la gloria. Su principal oponente, el estadounidense Justin Gatlin, fue eliminado en semifinales el miércoles.

"No estoy del todo sorprendido de que Gatlin haya quedado fuera. Pensé en un primer momento que se había clasificado, pero ya noté en los 100 metros que estuvo más lento", afirmó Bolt tras la eliminación de Gatlin.

Con el oro de los 100 metros en el cofre, el jamaiquino busca el segundo paso hacia el triplete de la velocidad con los 200 metros, y el viernes el relevo 4x100m, tras los triunfos en las tres pruebas en Beijing 2008 y Londres 2012.

Por lo que más quieras Usain Bolt, sé una máquina de principio a fin, no desaceleres en los metros finales.

LEE TAMBIÉN...