España subió los impuestos para cumplir con exigencias de la Unión Europea

El presidente Mariano Rajoy anunció también que rebajarán el subsidio por desempleo, suprimirán el pago extra de Navidad, entre otros recortes

España subió los impuestos para cumplir con exigencias de la Unión Europea

El presidente español, Mariano Rajoy, anunció hoy un nuevo y drástico plan de ajuste, el cuarto en sus seis meses de gobierno, para ahorrar antes de que finalice el 2014 un total de 65.000 millones de euros (US$80.000 millones) y dejar el déficit en los niveles exigidos por la Unión Europea.

El anuncio se produce apenas 24 horas después de que sus socios europeos dieran luz verde a los términos del acuerdo para facilitar a España un préstamos de hasta 100.000 millones para sanear su banca. “Tenemos que salir de este atolladero y necesitamos hacerlo cuanto antes”, afirmó Rajoy al presentar el nuevo paquete de medidas ante el Congreso español.

GRAVAR Y RECORTAR MÁS
Entre las medidas anunciadas por Rajoy, se implementará inmediatamente aumentar el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) del 18% al 21%, así como del 8% al 10% en el caso del tipo reducido, aunque se mantiene en 4% el de los productos de primera necesidad. Estas medidas entrarán en vigencia desde este domingo.

Otra de las medidas de mayor repercusión es la reducción del subsidio por desempleo a partir del sexto mes, aunque se mantiene la ayuda por el periodo actual de dos años. “Necesitamos que nos presten dinero hasta para pagar las prestaciones de desempleo, los sueldos de los funcionarios, la sanidad, la educación”, dijo el mandatario.

Apuntó además que España se financia a un interés muy alto (por encima del 6% en el bono a diez años), por lo que “estamos encerrados en un círculo vicioso insoportable, del que necesitamos salir cuanto antes”.

Para ello anunció también una veintena medidas que pasan por el recorte de gastos de las administraciones publicas con la suspensión de la paga extra de Navidad a los funcionarios, la reducción del número de concejales, recortes de subvenciones, suspensión de bonificaciones a la contratación y aumento de los ingresos con la subida del IVA.

Con este nuevo ajuste presupuestal, España busca dejar su déficit por debajo de 3% del PBI en el 2014 la UE ha dado un año más a España, tras cerrar 2011 en el 8,9%. Este año no tendrá que bajarlo al 5,3% como estaba previsto, sino al 6,3%, y seguir la reducción en 2013 hasta el 4,5% del PBI.