Sobreoferta de petróleo se triplica y presiona a la OPEP

La excesiva oferta mundial de petróleo se mantendrá hasta 2017. En tanto, miembros de la OPEP extraen a niveles casi récord

Sobreoferta de petróleo se triplica y presiona a la OPEP

El precio del crudo está estancado a menos de la mitad del nivel medio de principios de esta década, lo que supone un problema para las finanzas de los productores mundiales. (Foto: Getty Images)

(Bloomberg). Mientras la OPEP se prepara para la reunión en Argel la próxima semana, el mercado del petróleo le está recordando al grupo lo que está en juego si no logra alcanzar a un acuerdo.

 

Más de 800.000 barriles diarios de crudo adicionales están inundando el mercado mundial este mes respecto a agosto debido a una producción de Rusia cercana a un máximo histórico y el restablecimiento de la producción de Libia y Nigeria, según comunicados de los responsables de sus respectivos ministerios.

Esto supone un incremento de tres veces de la sobreoferta, de unos 400.000 barriles diarios en la actualidad, según estimaciones de la Agencia Internacional de la Energía (AIE).

“Hay una sobreproducción y no se van a reducir las existencias como habíamos pensado”, dijo Chris Bake, alto ejecutivo de Vitol Group, la mayor comercializadora de crudo independiente. “Seguimos aumentando las existencias de crudo y eso es un problema”.

El exceso de oferta mundial de petróleo se mantendrá hasta 2017 en tanto miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo como Arabia Saudí están extrayendo a niveles casi récord.

Otros, como Irán e Iraq, están aumentando su capacidad, y la producción fuera del grupo está soportando la caída de los precios, según la AIE. Es posible que los precios no consigan mantenerse por encima de US$40 el barril a menos que la OPEP actúe, según pronostica Citigroup.

El precio del crudo está estancado a menos de la mitad del nivel medio de principios de esta década, lo que supone un problema para las finanzas de los productores mundiales.

El mes pasado el crudo registró un alza por las expectativas de que la OPEP y Rusia podrían retomar un pacto para limitar la producción, pero desde entonces los precios se han vuelto a enfriar. El barril de Brent para liquidación en noviembre cayó 54 centavos de dólar, ó 1,1%, a US$47,11 a las 10:17 en Londres el viernes.

Aumenta el escepticismo
Los responsables de la OPEP han mantenido reuniones en Viena, París y Moscú para intentar llegar a un consenso, pero hay escepticismo sobre la posibilidad de un acuerdo.

Todos excepto dos de los 23 analistas encuestados por Bloomberg esta semana no esperan que se llegue a un acuerdo en Argel el 28 de septiembre.

La volatilidad de los suministros como consecuencia del regreso inesperado de las exportaciones de Libia y Nigeria dificulta un plan para estabilizar el mercado, dijo por teléfono Ed Morse, jefe de investigación de materias primas de Citigroup en Nueva York.

“Simplemente hay demasiado petróleo en el mercado”, dijo Morse. “Es muy difícil llegar a la conclusión de que una congelación sería creíble o factible cuando nos enfrentamos a lo que está ocurriendo en Libia y Nigeria. Echa por tierra toda extrapolación de los balances”.

La producción de Libia ha aumentado a 390.000 barriles diarios tras el cese de los enfrentamientos entre grupos armados rivales, dijo Mustafa Sanalla, presidente de National Oil Corp. el 22 de septiembre. Esto es un 50% más que la media mensual de agosto estimada por Bloomberg.


Tags relacionados

OPEP

Petróleo