Ventas de vehículos comerciales ligeros alcanzan los US$100 millones

Jorge Portocarrero, gerente de negocio de la marca DFSK, dice que este segmento crecerá más de 20% este año por demanda de pymes

El crecimiento económico del país y la apuesta de las pymes por invertir en la adquisición de sus propias unidades móviles han propiciado que desde hace tres años el segmento de vehículos comerciales ligeros (compuesto por minibuses de entre 5 y 11 pasajeros, pick up y furgones con capacidad de carga máxima de 1 tonelada) se encuentre en ascenso.

“El incremento ha sido exponencial. En el 2010 se vendieron cerca de 2.800 unidades y al cierre del 2013 las ventas se podrían cuadriplicar, llegando a las 10.000, revela Jorge Portocarrero, gerente de negocio de DSFK, marca china representada en el Perú por Indumotora.

El ejecutivo comenta que si se tomara en cuenta un precio promedio de US$10.000 por cada vehículo, este mercado podría superar fácilmente los US$100 millones de facturación.

Indica que las pymes han liderado las adquisiciones de este segmento de vehículos. “Los emprendedores peruanos son los que más solicitan estas unidades. Las utilizan para transporte escolar o de su propio personal. También para el traslado de mercaderías diversas, como muebles, productos comestibles, etcétera”, afirma.

El 65% de las ventas se concreta en Lima y el resto en provincias.

FUERTE COMPETENCIA
Portocarrero detalla que en este segmento compiten entre 10 y 15 marcas, de las cuales casi la totalidad tienen origen chino.

“La líder del mercado es una marca estadounidense, pero sus vehículos se fabrican en China. Ellos tienen entre el 25% y 30% de participación”, sostiene.

La proyección de DSFK es cerrar el 2014 con una cuota del 12%. No solo eso: en el mediano plazo su intención es ocupar el primer lugar. “Consideramos que en tres años podríamos ser los líderes”, finaliza.