Huelga de estibadores arroja una pérdida de US$400 millones en el puerto del Callao

Alrededor de 30 buques se desviaron a los puertos de Chile y Ecuador. Trabajadores llevan una semana de protestas

Huelga de estibadores arroja una pérdida de US$400 millones en el puerto del Callao

Por: Alberto Limache / José Santillán*

Se veía venir. El Gobierno declaró en emergencia por 60 días a la provincia constitucional del Callao, donde opera el mayor puerto marítimo del país, para enfrentar los daños generados por la huelga de estibadores que ayer cumplió una semana y que —según informó el ministro de Transportes, Enrique Cornejo , a la página web de *El Comercio*— ha dejado hasta ahora pérdidas aproximadas por US$400 millones.

Esa medida, publicada ayer en el diario oficial “El Peruano”, regirá a partir de hoy con el objeto de mantener o restablecer las actividades y servicios portuarios y el orden interno. Para ello se suspendieron los derechos constitucionales referidos a la libertad y seguridad personales, la inviolabilidad de domicilio y la libertad de reunión y de tránsito.

PÉRDIDAS
El ministro Cornejo justificó la decisión gubernamental al señalar que en cada hora de huelga se ha perdido un promedio de US$3 millones. “Estamos hablando de más de US$400 millones hasta el momento”, puntualizó.

Por esa razón, confirmó que ayer se intensificaron las acciones del plan Gambetta iniciadas a las 7 p.m. del martes 18, con participación de la Policía Nacional del Perú, la Asociación de Operadores Portuarios del Perú (Asppor), la Autoridad Portuaria Nacional (APN) y la Marina de Guerra del Perú.

Esta iniciativa consiste en brindar seguridad a los convoyes de camiones que trasladan los contenedores de mercaderías importadas y por exportar, desde las instalaciones del puerto hasta los terminales portuarios, y viceversa.

ACTIVIDADES
Este plan permitió la reanudación de operaciones en el Muelle Norte, administrado por Enapu, y las que ya se realizan en el Muelle Sur, a cargo de DP World.

“A esta hora de la tarde [5:30 p.m. de ayer], las actividades se han normalizado en 80%. Hay 21 naves en la bahía en espera y 10 se están descargando en este momento”, explicó Frank Boyle, presidente de APN.

Sin embargo, detalló las pérdidas en el comercio exterior.

“Alrededor de 30 buques de contenedores se desviaron a puertos de Chile [Valparaíso] y Ecuador [Guayaquil], y otros felizmente decidieron descargar en Pisco y Matarani. En esos casos, se han generado sobrecostos para los importadores”, comentó.

A su vez, el presidente de Asppor, Vicente Silva Vidaurre, señaló que la situación ha afectado a los exportadores, principalmente a los pequeños empresarios de productos perecibles. “Las empresas que brindan servicio de frío están copadas, y a más días en almacén, más costos que tendrán que asumir los exportadores de espárragos, palta, mango, páprika y cítricos”, resaltó.

LOS ESTIBADORES
En tanto, el dirigente sindical de los estibadores del Callao Wilmer Esteves afirmó que con la declaratoria de emergencia se busca diluir cualquier tipo de manifestación o reunión de los trabajadores.

“Mantenemos nuestra medida de fuerza hasta que se apruebe la ley que nos concede beneficios laborales”, indicó Esteves, quien acudió ayer con un grupo de trabajadores al Congreso, para exigir la aprobación de la ley del trabajo portuario, que fue devuelta a la Comisión de Trabajo y de Seguridad Social para su revisión.

El ministro Cornejo aseguró que no habrá diálogo mientras continúe la medida de fuerza.

LAS CIFRAS
360%
Sería el incremento en los costos operativos de los importadores y exportadores que usan los muelles del Callao, a raíz de la huelga de los estibadores.

80%
De las naves portacontenedores que llegan a la costa peruana es atendido en los muelles del Callao, según la APN.

() *Autor: Luis García Panta