Petro-Perú lanzó oferta para comprar activos de española Repsol en el Perú

El Grupo Romero también habría manifestado su interés a la empresa española para adquirir los negocios que tiene en el país

Petro-Perú lanzó oferta para comprar activos de española Repsol en el Perú

Petro-Perú presentó una oferta preliminar a la española Repsol para comprar su refinería y estaciones de gasolina que tiene en el país, en momentos en que la compañía europea está vendiendo parte de sus activos en el exterior, dijo hoy a Reuters una fuente de la compañía estatal.

La fuente se excusó de precisar el monto de la oferta pero afirmó que la propuesta de Petro-Perú incluye la refinería de petróleo La Pampilla, la cadena de estaciones de gasolina y una planta envasadora de Repsol en el país.

Petro-Perú no es la única que ha mirado a Repsol en el país. El Grupo Romero uno de los conglomerados empresariales más grandes del país también ha mostrado interés por los activos de la firma española, dijo a Reuters una fuente de ese grupo.

Representantes de Repsol no estuvieron inmediatamente disponibles para comentar la información.

COMPETENCIA
La fuente de la petrolera estatal peruana sostuvo que “uno de los invitados a participar en este proceso ha sido Petro-Perú igual que ha sido el Grupo Romero y hay otros más anotados”.

“Estos grupos han hecho una primera propuesta sobre el valor de estos activos, pero que no es una propuesta definitiva y a partir de eso Repsol vuelve a invitar a las gentes que podrían ser más interesantes para ellos”, agregó.

El ministro de Energía y Minas, Jorge Merino, había manifestado hace unos meses que su portafolio iba a evaluar la adquisición de los activos de Repsol, en el momento en que la firma española decida ofrecer sus operaciones.

La refinería La Pampilla de Repsol, ubicada en Ventanilla, tiene una capacidad de refinación de 102.000 barriles por día. La española también posee unas 200 estaciones o puntos de venta de combustibles en el país sudamericano. Asimismo, tiene la planta Solgas, que produce gas licuado de petróleo.

Petro-Perú que tiene la refinería de Talara en el norte del país y Repsol dominan el mercado de refinación de crudo local y son los dos mayores productores de combustibles en Perú.

A fines de febrero, Repsol anunció la venta de sus activos de gas natural licuado en Perú, Trinidad y Tobago y Vizcaya a Shell por US$6.653 millones, deuda incluida.

FUERTES PASIVOS
La fuente de Petro-Perú refirió que la oferta preliminar por los activos de Repsol se realizó por disposición del Ministerio de Energía y Minas, aunque sin la aprobación del directorio de la petrolera estatal que “habría manifestado su disconformidad”.

“La visión es que la refinería y gran parte de los activos de Repsol no valen nada, no son rentables, no son activos de alto rendimiento, y ahí están los estados financieros”, dijo.

La fuente afirmó que la refinería La Pampilla tiene pasivos de largo plazo por más de US$700 millones y pasivos contingentes por US$900 millones asociados al programa de desulfurización de combustibles.

Petro-Perú se encuentra en un proceso de modernización de su refinería Talara, con una plan de inversión de unos US$3.540 millones, según la empresa.

“Habría cierta inconformidad porque las evaluaciones financieras de la refinería son negativas si se tiene en cuenta los pasivos en firme y los pasivos contingentes que estarían asociados a la misma”, indicó la fuente de la petrolera.

Sin embargo, agregó que técnica y operativamente adquirir la refinería, las gasolineras y la planta envasadora sería positivo para la empresa petrolera local, debido a que los costos y gastos disminuirían de manera significativa al dominar el mercado.

“Pero el tema es que asumes deudas y asumes compromisos mayores, por eso habría que discutir técnicamente cuánto es el beneficio”, anotó la fuente de la petrolera.