Tarifa eléctrica subiría hasta 40% si se paraliza el gasoducto de Camisea

Si se interrumpe el transporte del gas por el ducto, solo quedaría reserva para tres días y luego habría racionamientos, advirtió César Butrón

Tarifa eléctrica subiría hasta 40% si se paraliza el gasoducto de Camisea

Si se reemplaza la generación de electricidad a gas por diésel debido a la suspensión del mantenimiento del gasoducto de Camisea, las tarifas de electricidad podrían registrar un encarecimiento de 5% si el suministro se corta por pocos días o de hasta 40% si se prolonga por más tiempo, advirtió el ex ministro de Energía y Minas, Carlos Herrera Descalzi.

Explicó que actualmente la generación de electricidad a gas cuesta cerca de US$40 por megavatio por hora (Mw/h), mientras que a diésel alcanza un valor promedio de US$250 el Mw/h.

Herrera Descalzi dijo además que si bien las empresas eléctricas asumen parte de los costos de generación de energía, otra parte se traslada a los consumidores, lo cual se materializa a través de un incremento en el costo del servicio.

Como se sabe, la empresa TGP decidió suspender el mantenimiento del gasoducto de Camisea luego que un grupo terrorista incendiaria tres helicópteros en Kiteni. Esta situación hace que el ducto sea susceptible a fallas en el transporte de gas, lo que finalmente podría afectar la generación de energía en el país con este combustible y tendría que recurrirse a otro como el diésel.

RACIONAR EL SERVICIO
En opinión de César Butrón, presidente del Comité de Operación Económica del Sistema Interconectado Nacional (COE-Sinac), si se corta intempestivamente el flujo del gas de Camisea, en el gasoducto quedaría reservas para solo unos tres días.

Luego de este tiempo, dijo al diario “Gestión”, tendría que implementarse programas de racionamiento de electricidad en todo el país.

Añadió que con el gas de Camisea se generan 1.400 megavatios y que una interrupción de su suministro no sería soportado por el Sistema Eléctrico Interconectado Nacional (SEIN), por lo que se tendría que racionar el servicio entre un 12% y 15% durante las horas de mayor consumo.