Edición impresa

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook
BUSCAN SALIDA A CRISIS PARLAMENTARIA

Piden renovar Congreso cada dos años y medio

De aprobarse reforma, esta empezaría a regir desde el 2011. También se verá celeridad para levantar la inmunidad parlamentaria

Por Jorge Saldaña Ramírez

La crisis de imagen pública que hoy en día afronta el Congreso de la República empezó a tener una salida. Ayer, el presidente del Congreso, Javier Velásquez Quesquén, planteó a sus colegas de ese poder del Estado dos propuestas de fondo para mejorar la relación entre el ciudadano y sus representantes: la renovación por mitades del Parlamento cada dos años y medio y aligerar el trámite procesal cada vez que un legislador es requerido por la justicia por la comisión de un delito común.

La primera iniciativa importa una enmienda constitucional y requerirá el consenso multipartidario de más de 81 votos en dos legislaturas consecutivas para que empiece a regir desde el 2011, en tanto que la segunda proposición consiste en una reforma del Reglamento Interno del Parlamento para que rija el principio del silencio administrativo positivo cada vez que se solicite el levantamiento de la inmunidad de un congresista.

Esto último implica que si el Congreso no atiende en un plazo de 60 días hábiles un pedido de la Corte Suprema de Justicia para enjuiciar a un congresista, será entendida como concedida y de inmediato el legislador estará sentado en el banquillo de los acusados. Eso sí, la prescripción del delito o los delitos que motivan la solicitud de levantamiento de la inmunidad se suspende durante el tiempo que dure el procedimiento correspondiente, conforme al artículo 84 del Código Penal.

Velásquez explicó que si la Comisión de Levantamiento de la Inmunidad Parlamentaria del Congreso detecta que existe una motivación política detrás de este pedido judicial, este será rechazado y devuelto a la Corte Suprema.

Esta innovación es para no repetir lo que pasó en los últimos 13 años: de 115 pedidos judiciales para juzgar a igual número de congresistas, solamente fueron atendidos cuatro solicitudes. "Esta proposición no busca poner en peligro que un congresista sea denunciado por sus votos u opiniones que diga y mucho menos la inmunidad de arresto. Queremos que la inmunidad no sea impunidad", aseveró.

Empero su colega de Unidad Nacional Hildebrando Tapia no está muy convencido de ello y reclamó tener cuidado con esta proposición "pues podría debilitar también la función de control político de los congresistas al desaparecer toda protección al parlamentario para investigar, dejándolo expuesto a denuncias en represalia a su labor".

El vocero humalista Víctor Noriega rebatió las dos propuestas de Velásquez y apostó más bien por una reforma integral del Reglamento para mejorar la labor del Parlamento sin medidas de parche.

Entretanto, la bancada del Partido Nacionalista planteó ayer una reforma constitucional para sancionar el transfuguismo parlamentario con el desafuero a aquel legislador que cambie de bancada o que sean expulsados del grupo político por el que fue elegido.

Velásquez dijo haber dialogado con los voceros de las diferentes bancadas sobre estas dos propuestas y no descartó que pronto se discuta la eliminación del voto preferencial con la finalidad de fortalecer a los partidos políticos de cara a los próximos comicios.

SEPA MÁS
4Otras constituciones la tenían en cuenta
Antecedente histórico
La Constitución Política de 1823 fue la primera carta política que instauró la renovación parcial del Congreso. En ese caso, la renovación implicaba la mitad del número de legisladores cada dos años cuando entonces el mandato parlamentario era de 4 años.

Otras innovaciones
La renovación parcial del Congreso se repitió luego en las constituciones de 1826, 1828,1834, 1839, 1856, 1860, 1867 y 1933, en la cual se precisó que el Senado era elegido por seis años y se renovaba cada dos. La renovación parcial ya no se contempló en las constituciones de 1979 y 1993.

El tema de la inmunidad
Desde 1995 a la fecha, cuatro legisladores perdieron la inmunidad parlamentaria por delitos comunes. En el período 1995-2000 fue Javier Noriega Febres (homicidio). Entre los años 2000 y 2001, fue enjuiciado Antonio Palomo (contra la fe pública) y en el período 2001-2006 fueron procesados Alfredo González (violencia contra la autoridad) y Leoncio Zacarías (contra la libertad sexual).

Lo que se viene
El presidente del Congreso, Javier Velásquez, calcula que en tres semanas, a más tardar, se iniciará el debate de sus propuestas en el pleno.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook