Edición impresa

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google

¿Habrá el 2011 un punto de inflexión en el manejo económico?

A TRES AÑOS Y MEDIO DE LAS ELECCIONES DEL 2011, EL TEMOR A QUE UNA AMENAZA ANTIDEMOCRÁTICA DERRIBE LO AVANZADO ES YA UN TEMA DE DISCUSIÓN PARA GARCÍA NO HAY QUE TEMER, PORQUE EL CHORREO SERÁ INCONTENIBLE. SIN EMBARGO, ESPECIALISTAS SOSTIENEN QUE LO QUE SE HACE HOY NO ES SUFICIENTE

Por Luis Navarro Izaguirre

Hace doce meses, en la 44 edición de la CADE, en Arequipa, el ex primer ministro de Irlanda, John Bruton, hizo una advertencia que no todos tomaron en cuenta: "si los niños peruanos de hoy llegan a la mayoría de edad sin oportunidades, el panorama económico para el Perú será oscuro, incluso lo será para la democracia".

Entonces, había pasado la efervescencia electoral y solo una mitad de peruanos respiraba tranquila porque la opción radical que encabezaba Ollanta Humala no llegó a triunfar en las elecciones. Lo hizo Alan García, cuyo discurso había cambiado radicalmente entre la primera y segunda vuelta.

La CADE de Arequipa, centrada en la inclusión, inició el debate de cómo hacer que el crecimiento económico se distribuya mejor y las oportunidades lleguen a más personas. Un año después, en Trujillo, gran parte de la discusión se centró en analizar la posibilidad de que el 2011 se produzca un quiebre democrático, más aun si la distribución no mejora en el corto plazo.

¿TODO BIEN O TODO MAL?
Para el presidente García las cosas son sencillas. "Hay que tener valor, no se dejen guiar por los agoreros", afirmó en su discurso del viernes último, porque considera que las condiciones económicas están dadas para aumentar la inversión, pública y privada, y reducir la pobreza. El crecimiento de este año será de 8% y las reservas cerrarán el 2007 sobre los US$35.000 millones. Solo hace falta, afirma el presidente, acabar con los perros del hortelano.

El optimismo del mandatario es tal que considera que discutir hoy acerca de un escenario político polarizado para el 2011 es una muestra de temor. Tampoco cree en crisis hipotecarias en EE.UU., ni los hipos de esta en China, porque, sostiene, cualquier bache mundial será superado con un impulso mayor del sector construcción peruano.

El presidente apuesta a que la cada vez más temida crisis económica de EE.UU. no sea de gran magnitud y que la fortaleza estructural del país del norte sea suficiente para evitar una recesión.

Sin embargo, el economista Eduardo Morón indica que el escenario se presenta inestable y que el impacto de la crisis hipotecaria podría reducir un 2% el crecimiento del país para el próximo año. También sostiene, en un estudio que presentó recientemente, que la crisis puede afectar el precio de los metales (hasta en 40%, aunque se trata siempre de un mercado volátil), un tema que sí puede impactar en  nuestra economía debido a la formación de la canasta exportadora.

García también confía en que con infraestructura y mejores sueldos (tarea que deja al sector privado) se cierre el paso a las opciones radicales. ¿Esto es suficiente?

Carlos Eduardo Aramburú, antropólogo del CIES, indica que el presidente tiene motivos para sentir tal optimismo, pero su visión no está completa. "La infraestructura es importante, pero es limitado decir que con esta y con consumo se va a salir adelante". El especialista indica que el reto estatal sigue siendo cómo hacer que la expansión del mercado incluya a más personas.

Una respuesta para esto, señala Aramburú, es la infraestructura. El Gobierno ha previsto para el próximo año que el gasto de capital se eleve a 3,2% del PBI, desde 2,7% de este año. El economista de Grade Javier Escobal, durante la ponencia "Gestión social: ¿cómo ser efectivo en la lucha contra la pobreza?", manifestó que la importancia de una carretera va más allá de ser un vehículo para el comercio, ya que en buena cuenta aumenta la presencia del Estado. "Un camino puede aumentar la tasa de escolaridad, porque es más seguro el transporte al destino", sostuvo.

Según estimaciones del MTC, hasta el segundo año de gobierno se habrá asfaltado 1.919 kilómetros de carreteras, de los 10.000 km por habilitar. Además, empezará la construcción del Muelle Sur del Callao y se concluirá la concesión de aeropuertos y puertos regionales, lo que pone en evidencia que el Gobierno ha puesto la puntería en el aspecto de infraestructura (cuyo déficit es de US$23.000 millones) para la inclusión.

Aramburú recuerda que la infraestructura es importante, pero no suficiente. Y señala que las brechas se presentan, incluso en las regiones que más ingresos adicionales perciben por la actividad minera. "Pese a que la pobreza extrema se ha reducido, también se ha ampliado la brecha entre los más ricos y los pobres. En un mundo conectado, en el cual la gente sabe lo que se gana y se pierde, esa desigualdad genera inestabilidad", menciona.

LO QUE SÍ SABEMOS
Martín Tanaka, experto en ciencias políticas, recuerda que todos podemos conocer cuáles son las situaciones de conflicto que atraviesa el país, con solo revisar los reportes de la Defensoría del Pueblo: problemas vinculados con accionar de municipios, presencia de la minería, ausencia del Estado.

"Las reglas son las mismas, se actúa por reacción. Si no cambia el entorno, la situación va a ser igual en el 2011 o en el 2016", indicó durante la mesa de diálogo "2011, ¿punto de inflexión?".

El especialista recuerda que en el 2006, los resultados electorales se dieron a pesar de tener dos o tres años de crecimiento importante. "Esto debería llevarnos a meditar si ahora se están haciendo las correcciones necesarias para que eso cambie y allí veo que se está confiando demasiado en que la inercia va a traer resultados", añade.

Es decir, explica Tanaka, que se confía en que el crecimiento va a ser tal que tarde o temprano va a haber un efecto multiplicador. Pero, continúa, no se observa una acción más agresiva del Gobierno en programas sociales, como ocurrió en Brasil. "Hace cuatro años la base de apoyo político de Lula Da Silva era urbana y estaba ligada a los sindicatos. Hoy tiene una votación rural más importante, gracias a una agresiva política social", dice.

Al respecto, según el presidente del Consejo de Ministros, Jorge del Castillo, para el 2008 se destinarán S/.2.726 millones a programas específicos de gasto social, lo que representa menos del 4% del presupuesto del próximo año. Estos fondos serán destinados a programas contra la desnutrición, a salud materno neonatal, acceso a la identidad, entre otros proyectos. El primer ministro reconoce que no es suficiente, pero que se trata de una mejora sustancial con respecto al año en curso.

Pero la reflexión de Tanaka va más allá. Recuerda que no existe una reforma política ni electoral que genere espacios para nuevos líderes, salvo partidos atomizados que no alcanzan representación nacional.

Por otra parte, señala que los cambios políticos en América Latina, sobre todo en países vecinos como Venezuela, Ecuador y Bolivia, pueden hacer que la visión sobre la región se generalice en torno a la idea de inestabilidad política.

En conclusión, entre los pilares de la apuesta del Gobierno, la infraestructura presenta un avance más prometedor, mientras que la apuesta por un mayor gasto social está pendiente. Y con respecto al crecimiento con apoyo en EE.UU., la situación es incierta. Para el embajador peruano en Estados Unidos, Felipe Ortiz de Zevallos, la meta de reducir la pobreza con inclusión en el 2011 se logrará. Los empresarios quieren creer en eso, porque está en juego una oportunidad que difícilmente se volverá a presentar.

MÁS ALLÁ
¿Y después del 2011 qué pasará?
Si una conferencia de la CADE abrió los ojos a los políticos y a los empresarios y los hizo olvidar por un momento la amenaza de una inflexión antidemocrática, fue la del investigador mexicano Juan Enríquez Cabot. Más allá de realidades completamente ajenas al Perú, como las investigaciones en biogenética, señaló la diferencia del modelo aplicado en la India con el que se sigue en la mayoría de países, y en particular los de América Latina.

Enríquez mencionó que hace veinte años la India apostó por invertir en sus mentes más brillantes, para crear una masa crítica que permitiera al país generar riqueza a partir del conocimiento. Hoy, cuenta con algunas de las empresas más poderosas del mundo, sus científicos están a la cabeza de los emporios científicos de mayor prestigio y sus tasas de crecimiento superan el 10% por año.

Enríquez sostiene que si el empresario no crece primero, el país no crece. De esta manera, deja en claro que para enfrentar el 2011 sin temor al punto de inflexión, la labor no es solo estatal, sino también privada. Sería la forma más inteligente de evitar que la advertencia de Bruton no se convierta en una amenaza en el 2011 o en el 2016.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google