• Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google

Hingis: La más joven en ser la número uno del WTA

16:43 |

[Foto] <b>Niña prodigio.</b> Con tan solo dieciséis años, la tenista suiza llegó a ser la número uno del ránking del WTA.

Niña prodigio. Con tan solo dieciséis años, la tenista suiza llegó a ser la número uno del ránking del WTA.

Madrid (EFE / elcomercio.com.pe).- El retiro de la tenista Martina Hingis a los 27 años pudo haber sido otro, más glorioso, pero la mujer más joven en lograr el número uno del mundo del WTA Tour ha puesto hoy fin a su trayectoria, acusada de dar positivo por cocaína en el pasado Grand Slam de Wimbledon.

Martina cuelga la raqueta, eso sí, poniendo este asunto encima de la mesa y delante de la prensa. De esta forma, una de las jugadoras más brillantes del circuito dice adiós. Atrás quedan sus 43 torneos ganados en su carrera, entre ellos cinco Grand Slam: tres Abiertos de Australia, un Wimbledon y un Abierto de Estados Unidos.

Solo falta en su historial un Roland Garros, un título que rozó dos veces (1997 y 1999), cuando fue finalista y del que siempre recuerda las amargas lágrimas que derramó la última vez que disputó la final, contra la alemana Steffi Graf, cuando en plena discusión con el juez de silla cruzó al campo contrario para protestar un bote.

Nacida para el tenis

Nacida en la eslovaca Kosice pero de pasaporte suizo, Martina Hingis estaba destinada a ser una de las grandes de este deporte. Y por eso su madre Melanie Molitor le bautizó con ese nombre, en honor a la gran Martina Navratilova.

Su proyección comenzó inmediatamente cuando en 1993, con tan solo 12 años, se convirtió en la más joven ganadora en la historia del tenis de un torneo junior del Grand Slam (Roland Garros), desplazando de este hito a la estadounidense Jennifer Capriati. Con 16 años y seis meses se convirtió en la jugadora que más pronto alcanzaba la cúspide del tenis mundial femenino.

En febrero del 2003, harta de tenis, saturada de títulos y con varios fracasos sentimentales, entre ellos con el tenista Julián Alonso, el golfista Sergio García o el nadador australiano Ian Thorpe, Martina decide retirarse. Esta vez la razón oficial fueron sus constantes dolencias en el tobillo, según ella causados por el calzado deportivo de una firma italiana que la patrocinaba.

Atrás, pese a su juventud, dejaba entonces una carrera impresionante: 40 triunfos en torneos individuales, 36 en dobles y 209 semanas como número uno del mundo. Además, con ganancias de 18.806.506 dólares. Solo mitos como la alemana Steffi Graf, la estadounidense Lindsay Davenport o la checa-estadounidense Martina Navratilova habían ganado más que ella hasta ese momento.

El retorno

Martina estuvo tres años contemplando el tenis fuera de las pistas. Entonces dedicó su tiempo a ser comentarista de Eurosport, salió con un esquiador suizo de escaso pedigrí y se operó el tobillo en dos ocasiones. A finales de noviembre de 2005 anunció que volvía al circuito y el tenis recuperaba a una jugadora imaginativa, con talento, pero desfasada físicamente, y cuya velocidad estaba un escalón inferior al de las mejores.
 
Hingis regresó en la posición 349 del mundo a comienzos del 2006, temporada en la que se alzó con uno de los torneos más importantes del circuito, Roma, y sumó además el de Calcuta. Este año ha ganado el de Tokio para redondear en 43 la suma de títulos individuales y 37 de dobles en su joven carrera. Situada esta semana en el puesto 19 del mundo, su último torneo lo disputó en Pekín donde fue eliminada en segunda ronda por la china Peng Shuai el 19 de setiembre.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google