*

24
Consultoría digital
Neo Consulting - [VIDEO]

El camino hacia la transformación digital

Según el reporte Management de GreenTarget 2017, el mercado global de consultoría de gestión vale aproximadamente US$130 mil millones. La consultoría de operaciones ocupa la mayor parte del mercado, con un valor estimado de US$70 mil millones, seguida por consultoría de recursos humanos y consultoría estratégica. Cada una con mercados de US$30 mil millones. Aunque, solo en Estados Unidos, el segmento de consultoría digital y tecnológica lideró el mayor crecimiento, con un valor de US$14,4 mil millones. Para esta firma, el segmento de las consultoras digitales es el único que se espera que experimente un crecimiento de dos dígitos hasta el 2018.

 

El futuro será digital. De eso ya no cabe duda. Según múltiples reportes de la consultora McKinsey, las grandes empresas tardaron en comprender el impacto de la tecnología digital en sus negocios. En algunos casos reseñan, por exceso de confianza en la regulación, en su enorme participación de mercado, en el tamaño de sus activos o la errada percepción de que las personas demoran en asimilar rápidamente las nuevas tecnologías. Pero ahora que se habla de los carros autónomos, de la automatización de los servicios, de la inteligencia artificial cognitiva aplicada a la educación, la logística, la banca o el retail, miles de ejecutivos empiezan a preguntarse si sus modelos de negocios soportarán esta avalancha de cambios o si quizás quedarán obsoletos en poco tiempo.

 

Precisamente, la necesidad de las grandes empresas de prepararse para lo que se conoce como la economía digital o la nueva economía, ha disparado los ingresos de las consultoras en materia de tecnología y transformación digital. Entonces, el mercado de la consultoría está experimentando un cambio importante. Solo en los últimos cuatro años estas organizaciones han lanzando rápidamente nuevas divisiones de consultoría digital. Lo que comenzó años atrás como asesorías en el diseño de interfaces web o desarrollo de estrategias de e-commerce, se ha convertido en un movimiento completo hacia la digitalización de las grandes corporaciones, que requieren luces en un entorno que muchos líderes de negocios aún están a ciegas.

 

En el Perú, una encuesta realizada por IDC señala que más del 30% de los gerentes de grandes empresas ya está liderando procesos de la transformación digital. Y, a un 50%, le preocupa no hacer nada frente a los cambios que se avecinan.

 

Por ese motivo, aquellas firmas que se especialicen en el desarrollo de estrategias para acelerar la transformación digital dentro de las empresas tendrán un lugar protagónico en la generación de nuevos negocios. La proliferación de metodologías, procesos y herramientas representan una oportunidad para aquellas consultoras que han aportado soluciones a las empresas en temas de tecnología. 

Neo Consulting
Neo Consulting
Daniel Falcón

A principios del año 2001, a los 25 años, con un título de administrador de empresas y una maestría en psicología, Daniel Falcón fundó Neo Consulting. Entonces, en una pequeña oficina de San Isidro, con una mesa, una computadora de su casa y un capital inicial de US$5.000, empezó a ofrecer servicios de tecnología a empresas que buscaban crecer en participación o tamaño de mercado. En este punto es importante tener claro el año. Google no era aún Alphabet, era AltaVista el principal motor de búsqueda, Terra era una empresa enorme y todos podían diseñar un diario digital gracias a Geocities.

Precisamente, por la falta de conocimiento que existía sobre las tecnologías de ese entonces, Daniel se reunió con gerentes generales o gerentes de operaciones, a quienes les ofrecía un reporte de lo que su empresa podría crecer a partir del diseño de plataformas basadas en Internet. “En un principio, más que vender un servicio de consultoría, me dediqué a educar en tecnología a varios ejecutivos”, explica Daniel.

Así, desarrollando proyectos para empresas del sector textil y telecomunicaciones, cerró su primer año con una facturación cercana a los US$30.000. Hoy, 16 años más tarde, con una facturación del orden de los US$2 millones, Neo Consulting espera crecer entre 30% y 40% cada año hasta el 2020.

¿Cómo hizo Daniel Falcón para sobrevivir tantos años en un rubro en el que miles de empresas han desaparecido o se volvieron irrelevantes en el camino?  “Ser perseverante”, responde. Los primeros años acepta que cometió varios errores, como no cotizar bien sus servicios, por lo que no podía generar utilidad ni delimitar bien el alcance de sus propuestas, por ello siempre terminaba trabajando de más. Los dos primeros años, debido a estos errores, estuvo a punto de quebrar hasta en tres oportunidades.

Ahora, explica, que la tecnología se ha convertido en parte del futuro de las empresas, y la transformación digital en la herramienta para aprovechar las nuevas tecnologías, Neo Consulting ya no solo ofrece servicios de consultoría, sino que diseña estrategias de transformación para acompañar a las organizaciones hacia cambios de modelo de negocio.

No obstante, consciente de que una empresa del tamaño de Neo Consulting, con un equipo de casi 50 personas, quienes enfrentaba el riesgo de perder el paso frente a las grandes compañías de tecnología, Daniel tomó contacto con otras cuatro empresas similares con las que ya habían desarrollado proyectos regionales. Y con ello para ver la posibilidad de reunir esfuerzos alrededor de una sola propuesta.

A raíz de este esfuerzo, el próximo año Neo Consulting pasará a formar parte de la red D2I, una empresa basada en Estados Unidos, que será propietaria de cinco empresas de tecnología en la región, entre las que estará Neo Consulting. “Llega el momento en el que debes ver el futuro”, afirma Daniel.

PROPUESTA DE VALOR

En estos años, para poder seguir creciendo, Daniel ejecutó reversiones de los ingresos dentro de las utilidades. Si el capital de la empresa en el 2001 era de US$5.000, ahora, según su última valoración, Neo Consulting vale US$5 millones. “Hemos retirado capital pero siempre volvemos a reinvertir las utilidades para generar crecimiento”, dice.

En este lapso desarrollaron otros emprendimientos bajo el paraguas de Neo, como Neo Films, porque creyeron que el futuro de los contenidos en Internet eran los videos. No se equivocaron, pero se dieron cuenta que poseen más valor como estrategas digitales que como empresa de filmación. Abrieron una empresa de eventos, porque les interesaba conectar las activaciones físicas con el mundo virtual. Otra vez no se equivocaron, pero nuevamente su valor está en la planificación antes que en los videos en vivo.

Una estrategia de Daniel para crecer ha sido reunir al mejor talento posible en temas de nuevas tecnologías, con un equipo de directores y gerentes que han trabajado con ejecutivos de empresas con más de 1,000 colaboradores. Para ser una alternativa atractiva, les ofrecía una participación accionarial. De esa forma, y con el ingreso de profesionales más jóvenes, Neo Consulting posee expertos en machine learning, inteligencia artificial, big data, entre otras nuevas tecnologías.

Gracias a la alianza regional de D2Y, Neo consulting ahora podrá ofrecer no solo consultoría y asesoría en temas de transformación, sino desarrollo de software, incubación de negocios o generación de innovación, ofreciendo servicios no solo en el Perú, sino en México, Chile y Colombia. “Esta alianza nos va a permitir aprovechar oportunidades de crecer, porque estamos en posición de atender clientes en Perú, así como las operaciones de empresas con presencia en otros países”, dice Daniel, quien dejó el año pasado la gerencia general de la empresa para enfocarse en desarrollo de nuevos negocios.

Hoy, a sus 43 años, de no saber cómo gerenciar una empresa, asesora a grandes corporaciones locales y extranjeras en el que probablemente será el reto más difícil de las organizaciones que buscan seguir siendo relevantes en los próximos años: aprovechar las oportunidades que ofrece la cuarta revolución industrial. Es hora de ver el futuro, aunque Daniel parece haberla tenido clara desde el año 2001.