Para que no te engañen: tips para reconocer a un mal cocinero

En ocasiones, algunas personas nos sorprenden con platillos ostentosos y exquisitos de su autoría, pero en realidad no lo son

Para que no te engañen: tips para reconocer a un mal cocinero

Hay personas que no tienen el don de cocinar y que, en algunas ocasiones, para sorprender presentan a los demás exquisitos platillos diciendo que son suyos cuando en realidad los compraron en un restaurante o supermercado.

En tal sentido, la web Chow nos presenta algunas señales que nos ayudarán a identificar a una mala o mal cocinero antes de empezar a degustar la comida.

UÑAS LARGAS Y BIEN CUIDADAS
Por lo general, las mujeres que cocinan tienen las uñas cortas pues les da mayor facilidad para picar los alimentos, además de ser considerado un indicador de higiene.

DESPENSA LLENA DE PRODUCTOS ENLATADOS
Al ver esa escena, podemos imaginar que con ingredientes enlatados no se puede preparar un suculento almuerzo.

COCINA IMPECABLE, COMO SI NO LA USARA
No es una ley, pero sí un indicio de que este escenario no fue utilizado recientemente. Una cocina con tablas usadas, cuchillos aún por lavar y ollas en el lavadero nos dan la esperanza de que la cena fue preparada por nuestro ocasional chef.

CREENCIAS RARAS
Imagina que si le echa cualquier ingrediente extraño, este mejorará el sabor de su comida o le dará un toque diferente que lo hará único. El tema de la fusión permite ciertas licencias, aunque no hay que exagerar. Siempre hay que estar seguro de lo que se hace.

POCOS UTENSILIOS DE COCINA
Si una persona ha estado cocinando durante años, entonces eso significa que ha acumulado una serie de herramientas útiles en la preparación de los alimentos. Sin embargo, el que tenga una artillería de herramientas tampoco indica que sea ducha° en materia culinaria. El tema está en saber utilizarlos.

SIN INGREDIENTES ESPECÍFICOS
Un(a) cocinero(a) siempre tiene algunos tips, secretos e insumos que ayudan a que su comida tenga un sabor agradable, un sabor característico, algo así como una marca registrada.

NO EXPLICAN CON PRECISIÓN SU RECETA
En medio de la cena el tema casi siempre deriva en cómo nuestro chef logró ese plato tan sabroso: qué ingredientes usó, cómo condimentó, por cuánto tiempo estuvo en la sartén o el horno y a qué temperatura. Los que no conocen estos detalles solo atinan a inventar una respuesta o cambiar de tema.

Cosas tan sencillas como estas pueden despejar dudas e indicar cuándo estás frente a un(a) buen(a) cocinero(a).