Toshiro Konishi cocinará junto a un chef español en Shangái

Como parte de la iniciativa de juntar un cocinero español con uno extranjero en el hotel Gran Meliá de Shangái, el japonés mostrará su fusión en China

Toshiro Konishi cocinará junto a un chef español en Shangái

El cocinero cántabro Óscar Calleja comparte su cocina esta semana con Toshiro Konishi, cocinero japonés que reside en el Perú, coincidiendo con la Semana de Cantabria en el pabellón de España de la Exposición Universal de 2010.

El binomio ofrecerá un menú elaborado por ambos dentro de la tercera de las 15 semanas gastronómicas que unirán a un chef español y uno extranjero en los fogones del hotel Gran Meliá Shangái.

MENÚ DEGUSTACIÓN
Calleja, que regenta el restaurante Annua, en San Vicente de la Barquera, explicó que ha tratado de elaborar “un menú con una identidad cántabra, partiendo de una línea actual, pero representando los productos cántabros, sobre todo la anchoa, que es un producto muy nuestro”.

El chef cántabro no ha querido tampoco descuidar los sabores que puedan resultar cercanos a los comensales chinos, con la utilización, precisó, de “setas, muy utilizadas por el pueblo chino, la tapioca, que es muy reconocible para ellos, y carne de vaca, que también comen habitualmente”.

Además, consideró que esta experiencia, así como la colaboración con Konishi, le aportará nuevas ideas a su cocina.

Calleja aseguró estar aprovechando el viaje para conocer más la gastronomía china que siempre da la sensación de alta cocina por sus cocciones poco agresivas y de la que, dijo, “el conocimiento que se tiene en España es muy diferente de la realidad”.

TODO UN PERSONAJE
Por su parte, Konishi ha incluido en el menú su habitual mezcla de sabores japoneses y peruanos y “materias primas españolas indicó como el jamón ibérico o el aceite de oliva de Andalucía”.

El restaurador japonés, que grabó un disco en Japón “que sólo compró mi familia”, cantó ante los asistentes el bolero “Angustia” en japonés y castellano tras cocinar un cebiche “presentado a la japonesa”.

VALORES AGREGADOS
Konishi lleva más de 30 años viviendo en Lima, donde dirige el restaurante Toshiro’s, que tiene la particularidad de que “los clientes no miran la carta”, comentó.

El cocinero explicó: les pregunto sus alergias, su religión, sus gustos y creo algo específico para ellos, que se conoce como “atención omasake”.

Por último, aseguró que estas jornadas le servirán para conocer la cocina española, porque, indicó, “yo no aprendo de los libros, yo confió en mis ojos en mi nariz y mi boca, y en la experiencia de los antiguos”.