Chefs mexicanos elaboran un menú inspirado en su símbolo patrio

El águila real es uno de los símbolos mexicanos que se encuentra en peligro de extinción. Por ello, se ha preparado un menú con los ingredientes que consume esta ave, como el conejo y la codorniz

Chefs mexicanos elaboran un menú inspirado en su símbolo patrio

El ave que distingue al escudo nacional de México es el águila real, que junto a la gastronomía ha formado, desde tiempos prehispánicos, parte de la mitología del país. Además, representa la cultura e ideología del pueblo mexicano.

MENÚ EN HONOR AL ÁGUILA REAL
La Universidad del Claustro de Sor Juana de Ciudad de México ofrecerá en el restaurante Zéfiro, desde hoy y hasta el próximo 26 de noviembre, el menú de cinco tiempos llamado Águila Real, “una fiesta de olores, colores y sabores”, típicos de la cocina mexicana.

El chef Juan Pablo Flores explicó que primero se servirá una ensalada tricolor, con corazones de lechuga “baby”, nabo y beterraga glaseados, cuyos colores verde, blanco y rojo recuerdan los de la bandera mexicana.

Luego, saldrá la codorniz rostizada en salsa de chocolate” y el ballotine de conejo con papa torneada; el primero con vino tinto, cebolla, ajo y mantequilla, y el segundo con tomillo salvaje, vinagre de jerez y pimienta negra molida.

El siguiente platillo, Chileatole rojo, es una sopa que hace referencia a la tradición milenaria del maíz.

Finalmente el menú cerrará con una gelatina de xoconostle sobre pasta de vainilla, a base de xoconostle, un fruto que, según especialistas, fue en la prehistoria alimento de aves, insectos y algunos mamíferos pequeños.

HOMENAJE AL SÍMBOLO MEXICANO
A la par de esta propuesta gastronómica se inaugurará el próximo 13 de diciembre en la capital mexicana una muestra fotográfica, escultórica y pictórica dedicada al águila real.

“Recuperar una especie siempre supone enfrentarse a una estrategia múltiple y que mejor que recurrir a la unión de nuestras costumbres y tradiciones que son las que finalmente dan rostro a nuestro país”, afirmó el biólogo mexicano Fulvio Eccardi

En México solo quedan alrededor de 70 parejas de águilas reales y su situación vulnerable se debe principalmente al cambio de uso de suelo por la expansión ganadera.

En 2001 la Norma Oficial Mexicana la catalogó como especie amenazada después de que desde 1994 permaneció bajo la clasificación de especie en peligro de extinción.