Jeremy Renner: "La pesadilla de cualquier actor es que lo encasillen"

El actor tomó el lugar de Matt Damon en la nueva entrega de “The Bourne Legacy”

Jeremy Renner: "La pesadilla de cualquier actor es que lo encasillen"

El actor Jeremy Renner reveló que, de un tiempo a esta parte, escoge muy bien sus papeles para evitar caer en su más grande miedo: ser encasillado por el público y los productores de cine.

Durante la conferencia de prensa de la película “The Bourne Legacy” en la ciudad de México, Renner contó que piensa muy bien antes de firmar un contrato.

“Esa es la pesadilla de cualquier actor, de cualquier humano, que lo encasillen (…) y como actor yo lo evito con mis decisiones, con mis opciones, las pienso muy bien y son decisiones que me hacen querer ir con gusto al trabajo todos los días”, dijo.

Los últimos trabajos de Renner han sido películas de acción como “Mission Impossible 4”, “The Avengers” o “The Town”, por la que resultó nominada a un premio Óscar a mejor actor de reparto.

“Pienso y digo, me gusta el personaje, me gusta trabajar con cierta gente, le puedo sacar mucho provecho. De eso se trata mi trabajo, de tomar decisiones”, apuntó el actor, quien también fue nominado a otro Óscar a mejor actor por su papel protagonista en “The Hurt Locker”.

Pese a que sus últimas películas han sido de acción, Renner recordó que lleva 20 años trabajando en los que ha podido hacer de todo y comentó que ya tiene ganas de “poder desempeñar otros papeles que representen otros retos, sin importar el tipo de película en sí”.

CENAS DE TRABAJO
Así, uno de sus deseos es trabajar con directores mexicanos como Guillermo del Toro o Alfonso Cuarón, con quien cenó ayer y habló sobre un posible proyecto juntos, aunque no hay nada definido, contó.

“Me gusta su trabajo, yo le caigo bien y Guillermo del Toro es otro que también me ha encantado su trabajo desde hace mucho. Me gusta trabajar con gente inteligente y que es buenísima” en lo suyo, dijo el actor.

THE BOURNE LEGACY
Sobre la nueva saga Bourne del director y guionista Tony Gilroy, Renner dijo que aunque sabe que lo van a comparar con el protagonista de las tres primeras entregas, Matt Damon, no le preocupa porque son personajes muy distintos.

En opinión de Renner, lo más “inteligente” que el director hizo fue continuar la historia, dejar abierta la historia de Jason Bourne y retomar el tema para ver que “hay una conspiración a nivel más profundo”.

El actor interpreta a un nuevo personaje, Aaron Cross, que como su antecesor también ha sido manipulado genéticamente para convertirse en una verdadera máquina de matar, pero que irá buscando esa identidad borrada por los avances médicos.

Aunque Renner no se atrevió a decir si este es el papel más importante de su carrera, sí que aseguró que este es el que acarrea más responsabilidad, que siempre es bienvenida.