Los cinco mejores discos de retorno del rock

A propósito de lo nuevo de David Bowie, recordamos algunos de las grabaciones más acertadas con las que regresaron a escena legendarios músicos

Los cinco mejores discos de retorno del rock

Alejarse un buen tiempo de los estudios de grabación es beneficioso en cuanto permite al músico tomar nuevos aires para continuar. Sin embargo, cuando se trata de figuras de larga trayectoria, dejar que pasen muchos años entre producción y producción va generando una mayor expectativa por el disco que vendrá. Muchos son los que fallan en el intento de superar sus propios récords, pocos los que nos sorprenden con trabajos tan geniales como los que mencionamos a continuación:

1.GET A GRIP, AEROSMITH
(Escucha el disco aquí)
Los años setenta fueron de gloria para los Aerosmith, pero la fama y las drogas les pusieron un punto de quiebre al final de la década. Joe Perry y Steven Tyler no se aguantaban más y el primero decidió dejar la banda. En 1987 el guitarrista se reincorpora y lanzan “Permanent Vacation” y seguidamente “Pump”. Aunque temas como “What it Takes”, incluido en el segundo álbum aquí mencionado, sirvieron para reencontrarse con la fama, “Get a Grip”, de 1993, sería su gran carta de retorno. El disco es el más vendido de la banda y tiene –además de memorables videoclips- los temas que más les reclaman en los shows en vivo: “Cryin”, “Crazy” y “Amazing”.

2. MISTERY GIRL, ROY ORBISON
(Escucha parte del disco “aquí:http://www.youtube.com/watch?v=ZcMVYzfXS8k)
Pese a que fue una de las grandes figuras de la música en los años sesenta e incluso llegó a mantenerse vigente cuando la invasión británica (encabeza por Los Beatles) llegó a su país, Roy Orbison fue desapareciendo a inicios de los setenta para perderse por completo en 1980. Sería seis años después que la inclusión de “In Dreams”, uno de sus viejos hits, en el soundtrack de la película “Terciopelo azul” de David Lynch, le permitiría volver a sonar en las radios –e incluso aparecer en MTV. Este suceso, sumado a su participación en el súper grupo Los Traveling Wilburys (George Harrison, Jeff Lynne, Bob Dylan, Tom Petty y él), serían la antesala para su gran retorno a escena: “Mistery Girl”. Con la colaboración de dos integrantes de este grupo (Petty y Lyne) y la de Bono y The Edge de U2, Orbison trabajó algunas de las canciones de este disco. Johnny Cash moriría al poco tiempo de terminar de grabar y “Mistery Girl” se publicaría al año siguiente descubriéndose como una de sus obras maestras.

3. AMERICAN RECORDINGS, JOHNNY CASH
(Escucha parte del disco aquí)
En sus más de cincuenta años de carrera, Johnny Cash nunca dejó de producir. La cantidad de títulos que conforman su discografía son prueba de ello; sin embargo, los problemas por el abuso de drogas que tuvo entre los setenta y los ochenta significaron un gran estancamiento en su carrera. Sería en 1994 que bajo la guía del productor Rick Rubin, Cash tendría su gran retorno. “American Recordings” fue todo un suceso. No solo se convirtió en uno de los mejores discos de country de todos los tiempos, sino que le permitió darse a conocer ante un nuevo y joven público, que le seguiría hasta el final con sus “American III”, “American IV”, “American V” y “American VI”, varios de estos publicados tras su muerte ocurrida en el 2003.

4. CALIFORNICATION, RED HOT CHILI PEPPERS
El disco “Blood Sugar Sex Magik” que los Red Hot Chili Peppers publicaron en 1991 fue una de esas joyas que sus fans atesorarán por siempre, pero también el inicio de una larga crisis para el grupo. John Frusciante se sumergió en una adicción a la heroína que terminó con su despido del grupo y el ingreso (como su reemplazo) del ex guitarrista de los Jane’s Addiction Dave Navarro. Con él grabaron el disco “One Hot Minute” que pudo convertirse en el detonante del final definitivo de los Peppers. Intentando superar la falta de inspiración para un nuevo disco, las bajas ventas y las malas presentaciones en vivo, en 1998 vuelven a convocar a Frusciante, que estaba al borde de la bancarrota por sus excesos con las drogas, y lanzan en 1999 el “Californication”, su disco más vendido y uno de los más aclamados. Toda una generación recordará por siempre este álbum con hits como “Around the World”, “Otherside”, “Californication” y “Scar Tissue”.

5. BLACK ICE, AC/DC
Y cerramos este recuento con un “comeback” más reciente. AC/DC, una banda que logró superar el duro golpe que representó la muerte de su vocalista, se sumergió en un silencio de ocho años al llegar el año 2000. Tras la publicación de discos notables con Brian Johnson como su nuevo cantante (“Back in Black”, “For Those About to Rock”, etc), el grupo empezó a perder popularidad a finales de los noventa. El “Black Ice”, que llegaría en el año 2008, no solo rompió con una mala racha de ventas, sino también con una crítica cada vez menos favorable. El rock estaba de vuelta.