Desde los Rolling Stones hasta David Bowie, los artistas que rechazaron participar de clausura de los JJ.OO.

Kate Bush y los Sex Pistols también se negaron a participar del final de la fiesta deportiva

Desde los Rolling Stones hasta David Bowie, los artistas que rechazaron participar de clausura de los JJ.OO.

El cantante David Bowie figura entre los artistas británicos que se negaron a participar en directo en la ceremonia de clausura de los Juegos Olímpicos de Londres 2012 el pasado domingo, informó hoy el diario ‘The Guardian’.

Bowie, de 65 años, rechazó interpretar su tema “Heroes” frente a la audiencia de 80 mil personas que abarrotaba el Estadio Olímpico en Stratford (este de Londres) y ante los cientos de millones de telespectadores que siguieron la gala desde sus televisores por todo el mundo.

Los organizadores del evento, que emplearon un montaje con clásicos de Bowie, tampoco pudieron convencer a otros renombrados artistas nacionales como los Rolling Stones, Kate Bush y los Sex Pistols, que tampoco quisieron formar parte de la lista de participantes.

Sí actuaron en directo en el espectáculo final de los JJ.OO. otros músicos como Ray Davies, las Spice Girls, Take That, George Michael, The Who, Elbow o Annie Lennox.

ALEJADOS DE LOS ESCENARIOS
La organización, según indica el citado rotativo, nunca perdió la esperanza de convencer a Bowie, quien lleva sin realizar una gira desde 2006.

Su tema “Heroes” ha sido, además, utilizado como el himno no oficial del equipo olímpico británico, conocido como “Team GB” durante las dos semanas de la olimpiada.

Aunque Bowie, quien actualmente reside en Nueva York, siempre supervisa cuidadosamente toda cobertura mediática que se realiza sobre él, ha rechazado en repetidas ocasiones peticiones para actuar en público.

Por su parte, Kate Bush es otra de las artistas que en los últimos años se ha mostrado reticente a dar conciertos.

La gala de clausura fue seguida por más de 26 millones de británicos por televisión, una audiencia similar a la de la inauguración.

Según la cadena pública británica BBC, a las 20.35 horas GMT de la tarde del domingo, algo más de media hora después del arranque del evento, unos 26,2 millones de personas seguían la gala, en el que fue su momento de máxima audiencia