Los intercambiaron de familias al nacer y se reencontraron tras 25 años

Gracias a un examen de ADN y los archivos de la maternidad en que nacieron, dos brasileños pudieron reunirse con sus verdaderas familias biológicas y hoy en día viven junto a las dos

Los intercambiaron de familias al nacer y se reencontraron tras 25 años

Dos jóvenes brasileños descubrieron tras 25 años que habían sido cambiados de familia en la maternidad del estado de Espíritu Santo (Brasil) cuando eran recién nacidos.

Ambos viven en la zona rural de Santa María de Jetibá, en la sierra de dicha localidad. Ahí fue que se encontraron.

LA HISTORIA DE DIMAS
Dimas Aliprandi siempre se sintió distinto a sus hermanos bajo el seno familiar: “Hablé con mis padres, lo que más quería en mi vida era aclarar esta historia, porque yo era diferente”. El niño rubio que se distinguía físicamente de los demás miembros de su familia creció y, el año pasado, fue en busca de su propia historia.

A través de un examen de ADN, Dimas descubrió que fue cambiado en la maternidad, lo que sorprendió a Antonio y Zilda, los padres que lo criaron.

LA FAMILIA DE ELTON
La noticia no fue menos sorpresiva para la otra familia de Santa María de Jetibá, los Plaster, que recibió la noticia sobre el inusitado integrante.

Gracias a los archivos del hospital en que nació, Dimas pudo ubicar a sus padres biológicos, quienes vivían en las cercanías.

Ahí, conoció a Elton, un hombre de su misma edad que es el hijo biológico de la pareja que Dimas llamó toda su vida “papá y mamá”.

JUNTOS COMO UNA FAMILIA
Ahora, a raíz del hallazgo, ambas familias se unieron y viven juntas. Dimas prepara las herramientas y su padre, al que hasta el año pasado no conocía, prepara la tierra. Ambos trabajan en el campo.

“No cualquiera tiene dos padres y dos madres a la vez”, dijo Dimas al diario Jornal Nacional, de Brasil.

TENGO DOS HIJOS AHORA
“Lo mejor es eso: estar juntos. Tengo dos hijos ahora” afirma el padre biológico de Dimas, Adelson Plaster. Elton, por su parte, asegura que “con la otra familia todos los días se aprende algo. Sé que ellos también aprenden con nosotros.”

El señor Antonio y la señora Zilda Aliprandi dejaron Joao Neiva, la ciudad donde vivían, y se mudaron a la casa de la familia Plaster, pues no querían herir a los jóvenes. “Yo les tengo cariño a los dos, tanto a Dimas, a quien crié, como a él (Elton). Los tengo a ellos dos como mis hijos”, afirma Zilda.

Y aunque no parece sencillo, ambas familias siguen adelante. “Para mí esto es bueno, solo que a veces se te cruza por la mente por qué es que sucedió esto”, explicó a Jornal Nacional el señor Aliprandi.


Tags relacionados

ADN

reencuentro

Brasil Familia

Hogar